Canciller de Educación en NY Richard Carranza “Si no cambiamos las políticas los estudiantes latinos jamás van a tener oportunidades”

En medio de la jornada de regreso a clases, el canciller de Educación hizo duras críticas al sistema escolar, y reforzó su postura de luchar contra la segregación en las escuelas públicas

Este jueves más de 1.1 millón de estudiantes de la Gran Manzana regresan a las escuelas públicas, en el primer día del nuevo año escolar. Y más allá de la emoción de algunos estudiantes y los rostros no tan felices de otros que se habían acostumbrado a las vacaciones, el camino está repleto de retos que deben ser abordados con urgencia en los próximos nueve meses en las 1,800 escuelas de los cinco condados.

Así lo manifestó el canciller de Educación Richard Carranza en entrevista con El Diario, quien insistió en que la segregación escolar sigue siendo una asignatura pendiente, especialmente para las comunidades más vulnerables, y advirtió que si no se cambian pólizas de tajo, para tener un sistema más justo, con mayor equidad y oportunidades para todos, las escuelas terminarán manteniendo el statu quo.

Carranza, quien 18 meses después de haber asumido el cargo luce renovado, hasta en su imagen física, le habló fuerte al Estado para que haga su parte, eliminando los exámenes de ingreso a las escuelas especializadas y desembolsando los recursos que debe.

“Sé que yo no soy la monedita de oro pa’ que le caiga bien a todos pero no me puedo quedar callado”, enfatizó Carranza, mientras se arreglaba su corbata y se preparaba para hablar fuerte.

¿Cuál es el principal mensaje que le envía los estudiantes que este jueves regresan a clases?
Bueno, queremos decirles que estamos muy contentos y desesperados de que empiece el año escolar. Vamos a empezar con broche de oro, estando listos para nuestros estudiantes. Queremos que cada familia tenga la experiencia de que los estudiantes tengan gusto de ir a la escuela, que tengan interés por lo que están estudiando. Pero que también encuentren un ambiente donde son bienvenidos y que se encuentren tranquilos de poder ir a la escuela. También queremos que los padres hispanos tengan la voz para poder tomar decisiones en las escuelas, en su propio idioma. Vamos a trabajar más para que no sean ignorados, para que sientan que se les escucha y que sepan que sus voces cuentan.

Ha habido críticas sobre el desempeño de los niños en algunas materias. ¿están tan mal académicamente nuestros estudiantes?
Sabemos que académicamente todavía tienen que progresar más. Pero tuvimos los resultados del año pasado que se acaban de anunciar, y vimos que las escuelas públicas de Nueva York van sobresaliendo sobre otras ciudades grandes del estado. Estamos aumentando los porcentajes de los que van progresando.

A partir del año escolar 2017-18 el DOE inició la iniciativa ‘Free School Lunch for All’.

¿Pero qué resultados reales se pueden destacar?

Estoy orgulloso de logros académicos. No estamos satisfechos, pero vamos por buen camino para reproducir cada año logro académico, específicamente con el pre-kínder de niños de 4 años. El año pasado los primeros estudiantes que empezaron con el programa de Pre-kínder para todos, llegaron al tercer grado, y quienes tuvieron la experiencia de estar en el pre-k demostraron mejor conocimiento en materia académica, en comparación con quienes no tuvieron esa experiencia. Además algo que nos alegra mucho es que los estudiantes latinos y afroamericanos, que históricamente ha habido mucha diferencia entre los logros académicos de esos dos grupos contra blancos y asiáticos, vimos que esa brecha se ha cerrado.

¿Cuál es el plan ahora para lograr que se mejoren las cosas académicamente?
Vamos a enfocarnos en que el currículo sea bien alineado sobre lo que tienen que aprender los estudiantes y que el apoyo y el entrenamiento profesional que damos a maestros, sea enfocado en estrategias técnicas y pedagogía para poder enseñar las materias de manea que sean entendibles para los estudiantes.

¿Entonces ha faltado hacer mayor trabajo con los maestros?
Todo empieza y termina con lo que pasa en los salones de la escuela y necesitamos tener maestros que estén bien entrenados, que tengan enfoque, que tengan apoyo para ayudar a los estudiantes que van a sus clases con necesidades. Ahí, en las clases, es donde se hace el cambio y tenemos evidencia que cuando se hace eso, podemos impactar mejor en los estudiantes.

¿Hay algún plan de mano dura con los maestros que no estén haciendo bien ese rol?
No es de esa manera cómo funcionan las cosas. Yo fui maestro y ese tipo de medidas nunca me ayudó. A mí lo que me ayudó para mejorar, fue el entrenamiento que después podía usar en el salón para alcanzar mis objetivos y ayudar con las necesidades de los estudiantes. Creo que un desarrollo profesional que sea genérico, que no sea enfocado específicamente en los estudiantes que cada quien tenga no funciona. Los maestros necesitan estrategias y apoyo para ayudar. El desarrollo genérico no ayuda. Apostamos al desarrollo individual y específico, y donde ya lo hemos hecho, ha funcionado”.

El canciller de Educación Richard Carranza, se alista para empezar el nuevo año escolar con una bandeja llena de retos

Lucha contra la segregación escolar

Desde que llegó usted, denunció la segregación enorme que hay en el sistema educativo, pero le han dado palo, porque muchos no ven progreso suficiente. ¿Qué dice sobre eso?

Solo puedo hablar de mi época y pido que recuerden que yo llevo 18 meses en el cargo, no 18 años, y sin embargo, desde el momento en que llegué, he sido firme y claro en apuntar que la segregación en Nueva York es algo que no ayuda y que debemos cambiar. Nunca han visto o escuchado a un canciller hablar de ese tema de frente como lo estoy hablando. Yo no soy la monedita de oro pa’ que le caiga bien a todos. Sin embargo, es importante reconocer que la segregación nos agobia y si no tomamos ese tema en serio y si no cambiamos las pólizas los estudiantes latinos jamás van a tener oportunidades. Tenemos que cambiar las maneras de inscribir a estudiantes a escuelas, sin eso jamás vamos a tener más oportunidades.

Es raro oír a un canciller criticando tan duro al sistema ¿va seguro este año por esa misma línea?
Es que si no se dan los cambios ciertas comunidades, específicamente la hispanoparlante, no van a tener voz ni chances de beneficiarse de las oportunidades que da Nueva York. Yo no me puedo quedar callado, y como canciller, como maestro y como hombre latino, lo sé. Además voy a seguir denunciándolo, porque es que yo no estoy corriendo para ser elegido para nada. Las personas a las que yo estoy sirviendo son las que están en los salones, y desafortunadamente el problema de la segregación no se ha tratado con más urgencia en el pasado, eso no es culpa mía Yo voy a seguir hablando y trabajando hasta donde me permitan para cambiar el sistema.

Las escuelas especializadas, con solo el 10% de estudiantes de color son un ejemplo contundente de segregación ¿cómo ve ese tema?
Esa es la evidencia más grande que hemos tenido de un sistema segregado. Las escuelas especializadas son el punto del reino de la segregación, por culpa del sistema. Los estudiantes tienen una gran oportunidad de ir allí en nuestro sistema público, del que todo mundo paga con sus impuestos, pero no todos los estudiantes tienen la misma oportunidad de ir. No tienen la misma oportunidad de tomar cursos para presentar el examen. Y además el examen es algo que no está alineado con lo que estudian todos los días los muchachos.

¿Las escuelas especializadas con sus exámenes de ingreso están discriminando a los más pobres y a los latinos?
El que los estudiantes de más dinero puedan pagar miles de dólares para prepararse para ese examen que es bien difícil y que los otros no puedan, va dejando a otros atrás. Para mí esa es la definición desde mi punto de vista de algo que es segregación de nuestra comunidad”.

El canciller de Educación Richard Carranza, se alista para empezar el nuevo año escolar con una bandeja llena de retos

El pasado año escolar fue su primer año al mando de manera completa. ¿Cuál siente que fue su mayor logro?
Me siento bien al saber que estamos trabajando pensando en el trabajo que tenemos que hacer y no en el trabajo que se hubiera tenido que hacer y no se ha hecho y eso se resume en equidad. Padres de familia me lo han comentado por dondequiera he ido. Me dicen que no sienten que los escuchan, que no tienen apoyo y servicios, y lo que hemos hecho es hacer que la voz del padre tenga valor, pero un valor real que se ve reflejado en las pólizas y en el currículo que están estudiando los niños. Que se vea reflejado en los maestros, que se parezcan más a nuestros estudiantes y los directores también, eso es lo que hemos estado haciendo, pero reconozco que por supuesto, eso no le cae bien a todos y, pues ni modo. Somos quienes somos aquí en el distrito y tenemos que mejorar las condiciones para todos los estudiantes.

¿Y por qué no cambiar entonces las reglas de juego y eliminar ese examen?
La cuestión con las escuelas especializadas es que hay una ley estatal que mantiene un examen singular para admitir estudiantes y está fallando. Yo mismo les he dicho a los legisladores, y eso hay que corregirlo. Pero también es importante que nuestro público haga la exigencia.

¿Qué le dice a quienes piden que el examen se mantenga?
Es que no deberíamos estar educando a niños para un examen. Ese examen es nada más un examen duro que nada tiene que ver con lo que los niños estudian durante el año. Es mejor cambiar el sistema para identificar estudiantes con habilidades y que se les ofrezca la oportunidad de asistir a esas escuelas den una manera que sea más justa. Si no se cambia es para mantener statu quo.

Otra crítica a la Administración De Blasio es que ha promovido el pre-escolar para todos, pero no hay suficientes salones lo que ha empeorado el problema de aulas sobrepobladas. ¿Qué van a hacer para resolver ese problema?
Hemos estado haciendo alianzas con organizaciones comunitarias, porque no todas las aulas de preescolar son del distrito escolar. Estamos trabajando juntos y una cosa que hay que admitir es que en Nueva York es muy difícil conseguir espacio y más difícil espacio que podamos pagar. Por un lado, nos están ayudando a encontrar más salones preescolares en la comunidad, pero también tenemos un plan capital que creará más de 80,000 nuevos salones que se van a crear en 5 años.

¿Pero admite que hay un problema con clases muy llenas donde muchos niños no pueden aprender así?
Por supuesto. Sabemos que tenemos una necesidad de más salones, no solo en el pre-kínder sino en todos los grados y de verdad estamos tomando en serio.

Escuelas de Nueva York.

¿Y no será que la Ciudad se está haciendo de ojos ciegos con eso?
No, para nada. Eso va a ocurrir. Hay ya un plan y es un plan de más de 16,000 millones de dólares. Son como 84 mil nuevos salones que se van a crear y también renovación de los edificios, para ayudar a estudiantes que tengan dificultades físicas. Hay una lista grandísima de lo que se va a hacer para mejorar la situación física de los edificios, incluso más asientos de estudiantes.

Luego de las duras críticas que le ha lanzado al Estado y a la Legislatura y sabiendo que usted es un gran mariachi, si pudiera dedicarles una canción que resuma su sentir, ¿qué canción les dedicaría?
Hijole, hay muchas, pero creo que les dedicaría una canción que se llama ‘La leña de Pirul’, que dice: “siempre que te hablan de mí es para hacerte llorar, siempre que me hablan de ti es para darme la queja que te ha ido muy mal (…) Pobre leña de pirul… Que no sirves… Ni pa arder… Pobre leña de pirul… Que no sirves… Ni pa arder…”.

Comparte este contenido:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.