En Siria miles de niños se desplazan en temperaturas bajo cero

Redacción: Vatican News

Save the Children hace un llamamiento a todas las partes para que detengan esta guerra contra los niños y sean respetadas las leyes internacionales de derechos humanos y las leyes humanitarias que están diseñadas para proteger a los niños en tiempos de conflicto.

Las condiciones de los niños y las familias que se ven obligados a huir de sus hogares en Idlib, Siria, se están deteriorando a una velocidad alarmante debido a un clima de invierno severo. Lo ha advertido Save the Children, informando además que la actual escalada del conflicto en Idlib deja al menos a 290.000 niños desplazados de sus hogares a causa de la violencia.

Las escuelas de la ciudad de Idlib y del campo han sido cerradas hasta nuevo aviso, lo que ha afectado a 160.000 estudiantes de 278 escuelas. Además las inundaciones y las tormentas de viento agravan aún más la vulnerabilidad de las familias desplazadas en los campamentos de Idlib.

Desplazamiento “aterrador”

Un miembro del staff del socio de Save the Children en el lugar, Hurras Network, definió el desplazamiento de personas como “aterrador”: “es la primera vez que vemos una ola tan grande desde el comienzo del conflicto”. “Durante el desplazamiento, la gente se va sin asegurarse un lugar donde quedarse, no saben a dónde van. A veces terminan viviendo con familiares en campamentos o en tiendas de campaña que compran”, explicó.

Hay niños que mueren a causa del frío

También se refirió a la severidad del clima: “Hace mucho frío ahora y el frío está afectando a los niños. Hemos registrado casos de niños que mueren a causa del frío”.

Hurras Network señala además que los pequeños “viven con miedo y se les priva de todo, especialmente de comida”. Y añade que los niños “están perdiendo su derecho a la educación”.

Casi una cuarta parte de la población obligada a huir

Por su parte, Sonia Khush, de Save the Children en Siria, dijo:

“La catástrofe humanitaria de la que hemos estado advirtiendo durante años en Idlib está ocurriendo ahora. Casi una cuarta parte de la población de Idlib se ha visto obligada a huir de sus hogares en tan sólo unas semanas – el 80% son mujeres y niños-  en temperaturas bajo cero. ¿Qué es lo que sigue? Durante los inviernos anteriores, niños y bebés han muerto cuando el termómetro ha caído en picada”.

Khush precisa que los partner de Save the Children en el lugar afirman no haber visto nunca antes la “velocidad y la escala del actual desplazamiento en Idlib”, con convoyes de vehículos “que se extienden hasta donde alcanza la vista”.

Es crucial y urgente un cese al fuego

De ahí que se dirijan “a todas las partes en el conflicto para que presten atención a los llamamientos para un inmediato cese del fuego”. “Las vidas de miles de mujeres y niños están en juego – aseguran -, esto es urgente y crucial”.

Según las Naciones Unidas, desde diciembre, casi 700.000 personas han sido desplazadas por la fuerza en Idlib y sus alrededores en el noroeste de Siria, de una población de 3 millones. Se trata del mayor número de personas desplazadas en un solo período desde que comenzó la crisis siria hace casi nueve años. Entre el 1º de diciembre de 2019 y el 2 de febrero de 2020, unas 586.000 personas huyeron de sus hogares en el noroeste de Siria como consecuencia de las hostilidades en curso.

Fuente: https://www.vaticannews.va/es/mundo/news/2020-02/siria-miles-ninos-desplazan-temperaturas-bajo-cero.html

Comparte este contenido:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.