China: Los nuevos libros de texto de las escuelas nacionales: un arma contra la democracia y la religión

Redacción:

El Ministerio de Educación chino ha uniformado y «sinizado» los planes de estudio, y está capacitando a los maestros y profesores para que utilicen los nuevos materiales para criticar a occidente y promover el ateísmo.

por Deng Jie

Desde el otoño de 2019, todas las escuelas primarias y de enseñanza media de China comenzaron a utilizar materiales didácticos uniformes a nivel nacional, preparados por el Ministerio de Educación. Los materiales se componen de tres cursos: idioma chino, historia y «moralidad y estado de derecho». Las escuelas secundarias de toda China deben seguir el ejemplo en lo que respecta a idioma chino, historia y política. Antes de esto, en las escuelas chinas se había aplicado durante 30 años el plan de estudios de la política de «una guía-múltiples textos».

¿Por qué se introdujeron los nuevos libros de texto nacionales? Tian Huisheng, director de la Agencia de Materiales Didácticos del Ministerio de Educación, declaró en la conferencia de prensa celebrada el 27 de agosto de 2019 que “los libros de texto para los tres cursos poseen importantes atributos ideológicos y reflejan la voluntad nacional y los valores socialistas centrales. Los mismos desempeñarán un papel particularmente importante en lo que respecta a la educación de los estudiantes».

El Ministerio de Educación convocó una conferencia de prensa para hablar sobre los materiales didácticos del Ministerio (reproducido de la aplicación Xuexi Qiangguo [Estudio de Xi, Nación Fuerte]).

Video: noticias sobre los materiales didácticos del Ministerio.

 

Para asegurarse de que los profesores y maestros comprendan mejor los nuevos materiales de enseñanza, Tian explicó que el Ministerio de Educación enviará expertos para capacitar a los profesores y maestros de todo el condado, asegurándose de que interpreten los nuevos libros de texto de manera correcta y de que no los enseñen antes de completar la capacitación.

Bitter Winter entrevistó a algunos profesores y maestros de varias provincias que habían asistido a la capacitación. Los mismos dieron cuenta de cómo los expertos interpretaron esta reforma.

Rechazar los valores democráticos occidentales

«Durante la capacitación, el experto afirmó que la reforma se había introducido principalmente porque el anterior plan de estudios de idioma chino, historia y política ‘le rendía culto’ a los valores occidentales y padecía una grave occidentalización. No había logrado ‘implementar las principales directrices del Partido y del Estado sobre la labor de los materiales didácticos’, de modo que los estudiantes capacitados podrían desear la democracia y la libertad occidentales y no conocerían el patriotismo. A fin de resolver estos problemas, el Estado tuvo que establecer una institución de alto rango para que se encargara de coordinar el trabajo relacionado con los materiales didácticos a nivel nacional», le dijo a Bitter Winter un profesor de idioma chino procedente de la Región Autónoma Zhuang de Guanxi, situada al sur de China.

Un profesor de historia procedente de la provincia central de Henán recibió una «instrucción» similar durante la capacitación. El mismo le dijo a Bitter Winter que la capacitación había hecho hincapié en los defectos de la democracia occidental, afirmando que en realidad no hay derechos humanos en Occidente, ya que las personas se habían vuelto codiciosas e indisciplinadas bajo el sistema democrático occidental.

El mismo le dijo a Bitter Winter: “cuando enseñábamos historia moderna extranjera, todos admirábamos a los países occidentales porque ya tenían democracia. Esta reforma curricular exige solo enseñar la bondad de la autocracia china y las limitaciones de la democracia. Se nos exige que introduzcamos constantemente en nuestras lecciones los valores socialistas centrales y el sentimiento patriótico”.

Algunos profesores de idioma chino notaron que la cantidad de obras extranjeras se había reducido en los libros de texto recientemente revisados, mientras que la cantidad de aquellas pertenecientes a la cultura tradicional china había aumentado considerablemente. Según las estadísticas realizadas por algunas instituciones de capacitación de China continental, se incluyeron 128 poemas antiguos en el libro de texto de idioma chino para las escuelas primarias de todo el país, lo que supone un aumento de un 87 por ciento en comparación con la versión anterior, y se incluyó un texto de las Analectas de Confucio en el plan de estudios de primer grado, mientras que originalmente dicho texto se les enseñaba a los estudiantes de mayor edad. Los poemas antiguos en los libros de texto de idioma chino para las escuelas secundarias aumentaron en un 51 por ciento. Tal y como le explicaron los profesores a Bitter Winter, estos textos chinos que han sustituido a los occidentales, deberían ser presentados a los estudiantes siguiendo la noción de cultura china promovida por el presidente Xi Jinping y el Partido Comunista Chino (PCCh).

“Los materiales didácticos recientemente compilados deben reflejar los valores socialistas centrales, la confianza nacional, la confianza cultural y la confianza institucional. A los profesores no se les permite evaluar positivamente la democracia y menos aún criticar el sistema autoritario. Si tu plan de estudios es realmente bueno, ¿por qué tienes miedo de que se lo compare con otros? ¿No muestra esto obviamente tu falta de confianza? ¿Cómo es que ese anhelo de libertad, democracia y libertad religiosa es considerado ‘rendirle culto a cosas extranjeras’?”, preguntó el mismo profesor procedente de Henán.

Introducción de Xuexi Qiangguo (Estudio de Xi, Nación Fuerte) sobre cómo los materiales didácticos del Ministerio reflejan el pensamiento de Xi Jinping, el amor por el Partido y otros temas educativos «rojos» (reproducido de la aplicación Xuexi Qiangguo [Estudio de Xi, Nación Fuerte]).

Erradicar el contenido religioso

En la nueva versión de los libros de texto está prohibido el contenido religioso. Varios profesores revelaron que uno de los principios utilizados para la compilación de nuevos materiales didácticos había sido la prohibición de imágenes y textos relacionados con la religión, entre los que se incluían las imágenes de templos y mezquitas.

Algunos profesores notaron que los términos «Dios», «oración», «Cristo» o «Biblia» habían sido eliminados de los libros de texto compilados por el Ministerio.

«Los expertos en capacitación afirmaron que la religión encadena a las personas y los maestros y profesores deben adherirse al ateísmo, y no incluir ninguna ref
erencia al misticismo, al poder sobrenatural y a seres en sus lecciones, y mucho menos mencionar doctrinas, enseñanzas o reglas religiosas», afirmó el mismo profesor procedente de Henán. «El PCCh teme que los estudiantes sean influenciados por la ideología religiosa y democrática de la cultura occidental, por lo cual han eliminado algunas obras extranjeras y han reemplazado todos los términos relacionados con la religión en algunas obras. Esto es una falta de respeto hacia los autores, por no decir más».

¿Para qué están capacitados los estudiantes?

La capacitación enfatizó especialmente el tema «para qué están capacitados los estudiantes». Según los expertos en capacitación, el que utilice su talento y educación para «involucrarse en separatismo étnico» y «difamar a su país y a su pueblo» debería ser castigado.

Varios profesores le dijeron a Bitter Winter que los expertos en capacitación habían tomado como ejemplo a Hong Kong. Los mismos afirmaron que la juventud «desenfrenada» de Hong Kong no reconocía su identidad china y que eso se debía a los materiales didácticos de calidad inferior, ya que «cada plan de estudios crea a sus estudiantes».

«Para qué están capacitados los estudiantes» es una de las tres principales preguntas planteadas por Xi Jinping en lo que respecta a la labor educativa, las otras dos preguntas son qué tipo de estudiantes son capacitados y cómo son capacitados. En marzo de 2019, Xi Jinping proporcionó una respuesta indirecta a esta pregunta durante un simposio de profesores para clases de teoría ideológica y política en escuelas de todo el país. El mismo afirmó: «Es necesario cultivar generación tras generación de talentos útiles que apoyen el liderazgo del PCCh y el sistema socialista chino, y que se comprometan a luchar durante toda su vida por la causa del socialismo con características chinas».

Según estadísticas realizadas por expertos en capacitación, en el libro de texto de idioma chino para escuelas primarias compilado por el Ministerio, se incluyeron 34 textos patrióticos que promueven a los líderes del PCCh y el pensamiento revolucionario, lo cual representa el 10,67% del total de los textos.

«Se puede percibir que Xi Jinping le presta mucha atención a la ideología y que está actuando como lo hizo el presidente Mao», le dijo a Bitter Winter un profesor que ha estado activo en las escuelas chinas durante más de diez años. «La capacitación trata principalmente la temática de ‘amar al país y al Partido’, exigiéndonos que promovamos pensamientos tales como ‘sin el Partido Comunista, no habría una nueva China’. Obviamente, tiene como objetivo capacitar a los estudiantes para que se conviertan en jóvenes leales al Partido».

Fuente: https://es.bitterwinter.org/los-nuevos-libros-de-texto-de-las-escuelas-nacionales-un-arma-contra-la-democracia-y-la-religion/

Comparte este contenido:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.