Informe Especial de OVE: El poder de las grandes corporaciones en la política global

Ediciones OVE

Las grandes corporaciones han venido adquiriendo un papel mucho más incidente en el resto de los sectores de la sociedad, que no se limitan a sus propios fines económicos. Con cada día que pasa su impacto en otras áreas de lavida, son mucho más visibles. Han adquirido formas que han sobrepasado las capacidades de los Estados, y moldean las políticas multisectoriales de las naciones. Según la revista Fortune (2020), la empresa Walmart ocupaba el puesto número 25 en sus ingresos anuales durante el año 2020, si la misma fuera un país, comparando con el Producto Interno Bruto (PIB) de las naciones. Su rol más allá de la economía afecta los ingresos de la población, la riqueza de las naciones, la deuda, el empleo, el comercio exterior, el cambio climático, la seguridad global, la geopolítica, la educación, ciencia, tecnología e innovación, y la sociedad en general.

Para Beck (1997), la sociedad mundial en el marco de la globalización posee dos características esenciales; la primera de ellas en su composición, referido a las relaciones sociales y de poder no nacional-estatal, y la segunda, por los límites territoriales, pues permite actuar más allá de las fronteras. Es la interdependencia y complejidad descrita por Shwab y Maleret (2020), en su libro sobre el reinicio global, a partir de la disrupción originada por la Pandemia de la COVID-19.

La economía capitalista mundial descrita por Wallerstein (2006); no pretende otra cosa que la maximización de sus beneficios, por lo que las grandes compañías asumen de manera progresiva un mayor rol en el mercado, y en las políticas globales. Esto lo hacen a través de estructuras estatales que contrario a lo que su propia filosofía establece, funcionan para impedir el libre mercado, por ello encontramos un mayor número de oligopolios y monopolios, que ya no son sólo delimitados territorialmente, sino que se convierten en transfronterizos ; y
finalmente desencadena en una progresiva apropiación del trabajo, o lo que podríamos llamar la neo-plusvalía generada por el fenómeno de la globalización.

Este texto pretende demostrar con cifras y hechos explícitos cómo las grandes corporaciones han venido jugando un rol cada vez mucho más incidente en la política multisectorial global, instaurando así una especie de dictadura corporativa mundial.

 

 

Puede acceder al Informe en el siguiente enlace:

Informe Especial OVE

 

Comparte este contenido:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.