Page 3 of 3
1 2 3

Guiemos el tiempo libre de los hijos e hijas

Por: EducaBolivia 

El estrés es un término muy utilizado y conocido en estos tiempos. Es un término que ha marcado de manera diaria el entender la presión diaria vivida en el trabajo, en el hogar, en la escuela o en el diario vivir. A lo anterior las vacaciones son muy importantes para sobrellevar o luchar contra el estrés sea cual sea su origen.

Un niño, niña o joven debería pasar las vacaciones utilizando los tiempos tal y como deseen pero de manera razonable, la agenda está totalmente abierta y libre para actividades que en tiempos de estudio no se puede realizar.
Como padres deben tomar en cuenta que el tiempo de las obligaciones, las diligencias de último momento, las responsabilidades, los trabajos, etc. pasan a otro plano al disfrutar las vacaciones. De hecho el estrés debe ser reducido a su mínima expresión.
Debemos considerar también que en las vacaciones podemos preocuparnos por nuestra salud y por lo tanto debemos ver como beneficioso que las vacaciones sirven para el mejoramiento del estado de ánimo y el aumento de la autoestima del niño, niña o joven.
Es un hecho que en tiempo de vacaciones el ánimo mejora al realizar actividades que nos gustan. Hagamos que los hijos e hijas utilicen ese tiempo para descansar, para pasar y dialogar con los miembros de la familia o viajar para conocer nuevos lugares, eso es muy saludable psicológica y físicamente.
¿Qué hacerles hacer a los niños en las vacaciones?
Como padres las vacaciones escolares pueden ser muy bien aprovechadas. Los beneficios de ese tiempo libre del niño, niña o joven sirven para estimular a que realicen tareas y actividades útiles.
Si se planifica el tiempo vacacional escolar podría ser de gran importancia para toda la familia. Eso sí, es transcendental pactar y consensuar las actividades entre los padres y los hijos. La idea es que ellos (hijos e hijas) no pasen el tiempo echados en el sofá, mirando programas improductivos en la televisión o invirtiendo de mala manera su tiempo en juegos digitales no educativos.
Por si acaso, existe mucho material para considerar en las redes respecto de cómo aprovechar las vacaciones junto a los hijos. Dejamos a tu consideración aquí algunos enlaces:
Por otro lado estas son algunas actividades que podrían realizarse en vacaciones. Por si acaso no todo es tecnología. Estas actividades podrían ser denominadas como pequeñas actividades para los pequeños y pequeñas:
  • De seguro el papeleo de tareas y trabajos del anterior año ha sido muy variado. Muchos de ellos pueden ser guardados y clasificados o en su caso desechados. Esta es una interesante tarea por realizar en vacaciones.
  • Los niños o niñas podrían encargarse, obviamente bajo supervisión, de algo del arreglo del jardín o de las macetas de la casa.
  • Otra actividad productiva es el ordenar su ropa o hasta verificar si ésta es usable o no. Podrían escoger ciertas prendas para luego considerar donarlas a personas que si la necesiten.
  • Si la idea es que el niño o niña de la casa se mueva, camine y tenga actividad física, sugerimos la recolección de latas de aluminio o de botellas plásticas o de vidrio en la cuadra o en el barrio. Esta recolección es importante pensando en la educación ambiental. Obviamente esta tarea tendría que realizarse bajo un control de los padres y entre varios niños o jóvenes que podrían agruparse para la tarea.
  • Entretener a los niños sin utilizar la tecnología si es posible y en especial en las vacaciones. Son las generaciones anteriores las que mejor pueden asesorar y aconsejar el cómo divertirse sin el uso, ya cotidiano, de las tecnologías. Hoy en día los niños creen no poder vivir sin lo tecnológico y mucho más cuando nuestro mundo y nuestra vida están inundados por computadoras, celulares, etc. Intenten llevar a sus niños a los parques y canchas y de seguro la pasaran de maravilla.
  • El parque, los jardines o las plazas son lugares extraordinarios para entretener a los niños en vacaciones. Todo sirve para lograr que los chicos queden exhaustos: el ejercicio, la vida al aire libre, la bicicleta, el skate, los rollers, la cuerda, etc.
Actividades extraescolares
El propósito principal del incentivo para realizar actividades en vacaciones también persigue el lograr una educación integral en el niño, niña o adolescente.
Antes de aconsejar o de decidir qué tienen que hacer los hijos e hijas en vacaciones, debemos admitir que siempre cuenten con tiempo libre para jugar o para divertirse. No se les debe quitar ese tiempo de juego y diversión porque perderían la esencia de su niñez.
Respecto de las actividades es el niño o niña quien debe tener prioridad para elegirlas. La idea es presentarles las opciones: deportes, tecnologías, danzas, idiomas, arte, etc. Eso sí, el asesoramiento por parte de los padres debe ser serio y constante.
Otro posible error es que los padres presionen a sus hijos a realizar actividades que ellos hubieran querido practicar de niños. De hecho esto no es beneficioso para ellos y ellas. Las expectativas y gustos del niño deberían primar en la decisión.
Por último, como ya dijimos, no es posible que esas actividades impidan el libre juego del niño, compartir tiempo con su familia y descansar lo suficiente es ideal para que no se sobrecarguen.

http://www.educabolivia.bo/index.php/comunidad/tiempo-libre/4669-guiemos-el-tiempo-libre-de-los-hijos-e-hijas-2

Comparte este contenido:

Kenia: Five teachers arrested conducting illegal tuition in church

Kenia / 30 de noviembre de 2016 / Por: OUMA WANZALA / Fuente: http://www.nation.co.ke/

Five teachers in Lang’ata were on Tuesday arrested for conducting holiday tuition as the government stepped up efforts to curb the practice that is outlawed in the Basic Education Act.

The teachers were found coaching over 50 students from various schools across the country at House of Grace Church in Lang’ata, Nairobi.

The arrest follows a tip off to the effect that the teachers had been conducting holiday tuition for three weeks now for students from various schools at the Church premises.

Education Principal Secretary Belio Kipsang dispatched a team of Education officers to the church.

“Holiday tuition is banned and we will not relent in our crackdown,” said Dr Kipsang.

The Officials were accompanied by the police from the Nyayo Stadium Police Post, led by Inspector Agnes Makau.

The Principal Quality Assurance and Standards officer, John Okiya addressed the students and released them to go home until January 4, next year, when schools open.

Some of the students attending the illegal tuition are from Kabarak, Sunshine and Loreto Musongari High schools among others.

Last week, the ministry officials, led by Dr Kipsang, raided Happyland Preparatory School, also in Nairobi, and had its head teacher arrested for allowing holiday tuition.

The government has since cancelled the registration certificate of the school.

Under the Section 37(I) of the Basic Education Act, 2013, subjecting pupils to holiday tuition is a crime that attracts a fine of Sh100,000 and/or a jail term not exceeding a year.

Fuente noticia: http://www.nation.co.ke/news/education/Five-teachers-arrested-conducting-illegal-tuition-in-church/2643604-3469378-bhhj70/index.html

Comparte este contenido:

Diez curiosidades de la educación japonesa

Por: MDZ Sociedad

No todos los sistemas educativos son imitables y transferibles, pero es bueno conocer otras experiencias para comparar con la nuestra. Sirve.

1- Primero modales, luego conocimiento

 Los estudiantes japoneses no tienen exámenes hasta el cuarto grado de primaria (cuando cumplen 10 años), solo tienen unos test pequeños de vez en cuando. Se cree que en los primeros tres años de escuela, los conocimientos académicos no son lo más importante. Lo que sí importa es la crianza, a los niños se les inculca respetar a los demás y a los animales, ser generosos y compasivos, buscar la verdad, saber autocontrolarse y cuidar la naturaleza.

2- El inicio del año escolar es el 1 de abril

Cuando en la mayoría de los países del Hemisferio Norte  los niños casi terminan el año escolar, para los niños japoneses todo apenas empieza. El inicio del año coincide con uno de los eventos más espectaculares: la floración de sakura. Así sintonizan en el modo serio. El año escolar consiste de tres trimestres: del 1 de abril al 20 de julio, del 1 de septiembre al 26 de diciembre, del 7 de enero al 25 de marzo. De esta forma los japoneses descansan 6 semanas en verano y 2 semanas en invierno y primavera.

3- En las escuelas japonesas no hay personal de limpieza, los mismos niños limpian todo

Los estudiantes limpian los salones, pasillos e incluso baños en turnos. Así desde la pequeña edad aprenden a trabajar en equipo y ayudarse mutuamente. Además, después de que los niños gastan tanto tiempo y esfuerzo en la limpieza, es muy poco probable que quieran ensuciar. Esto les enseña a respetar el trabajo, tanto el suyo como de los demás, así como también a ser respetuosos con el medio ambiente.

4- Los almuerzos son estandarizados y se comen justo en el salón con los demás compañeros de clase

En la escuela primaria y secundaria a los estudiantes se les preparan almuerzos especiales desarrollados no solo por cocineros escolares sino también por personal médico para que la comida sea saludable y útil al máximo. Todos los alumnos comen junto con su maestro en el salón. En ese ambiente informal se comunican más y crean relaciones amistosas.

5- La educación adicional es muy popular

Ya en la escuela primaria los niños empiezan a tomar clases privadas para poder ingresar a una buena escuela secundaria y luego, preparatoria. Las clases en esos lugares se imparten en las tardes, y en Japón es algo muy típico ver el transporte público a las 21:00 lleno de niños que se apresuran a casa después de sus clases adicionales. Los niños estudian también los domingos y en vacaciones, tomando en cuenta que un día escolar dura en promedio de 6 a 8 horas. No es de sorprender que, según las estadísticas, en Japón casi nadie repruebe el año.

6- Además de las clases comunes, a los niños se les enseña el arte de la caligrafía y poesía japonesa

El principio de la caligrafía japonesa, o shodo, es muy sencillo: una broncha de bambú se humedece en tinta y con trazos suaves se dibujan jeroglíficos sobre el papel de arroz. En Japón shodo se valora no menos que el arte de la pintura. Y haiku es una forma de poesía nacional que, en forma lacónica, refleja la naturaleza y al ser humano como uno solo. Ambas materias representan uno de los principios de la estética oriental: la combinación de lo sencillo y lo sofisticado. Las clases les enseñan a los niños a valorar y respetar su cultura con tradiciones centenarias.

7- Todos los alumnos deben usar uniforme

A partir de la escuela secundaria, cada alumno está obligado a usar uniforme. Muchas escuelas tienen sus propios modelos, pero tradicionalmente para los niños es ropa estilo militar, y para las niñas, blusas al estilo marinero. Esta regla existe para disciplinar a los estudiantes porque el simple hecho de llevar uniforme crea un ambiente más serio.También el uniforme ayuda a unir a los niños.

8- El porcentaje de asistencia escolar es del 99,99%

Es difícil imaginar a una persona que jamás haya faltado a clase. Pero existe una nación que básicamente nunca falta. Tampoco llegan tarde a las clases. Y el 91% de los alumnos ponen atención a lo que dicen sus maestros. ¿Qué otro país puede presumir estadísticas similares?

9- Los resultados del examen final lo deciden todo

Al terminar la preparatoria, los estudiantes tienen un examen final que determina si logran ingresar a alguna escuela o no. Los alumnos pueden elegir solo una universidad, la cual determinará su futuro sueldo y su nivel de vida en común. Al mismo tiempo, la competencia es muy alta: el 76% de los estudiantes siguen con sus estudios después de la escuela. Precisamente por eso en Japón existe la expresión «el infierno de exámenes».

10- Los años universitarios son las mejores vacaciones de la vida

No es de sorprender que después de muchos años de preparación y el «infierno de exámenes» los japoneses quieran tomar una pausa. Y resulta que la pausa cae en los años universitarios que se consideran más despreocupados y ligeros en la vida de cada japonés. El descanso es excelente antes del trabajo, y los japoneses no solo lo toman con toda la seriedad del mundo sino también con un gran amor por su vocación.

Fuente: http://www.mdzol.com/nota/689701-diez-curiosidades-de-la-educacion-japonesa/

Comparte este contenido:

EEUU: What summertime means for black children

América del Norte/EEUU/Junio 2016/Autor: Keffrelyn Brown y Anthony L. Brown / Fuente: theconversation.com

ResumenLa llegada del verano genera entusiasmo. Pero también podría traer retos para los padres y los educadores. Muchos estudiantes experimentan una pérdida en el aprendizaje de matemáticas durante los meses de verano, conocidos comúnmente como «summer slide.«

The arrival of summer generates excitement. But it could also bring challenges for both parents and educators. Many students experience a loss in math learning during the summer months known commonly as “summer slide.”

Students from middle-class families may not be as affected as they have access to more resources to make up for the learning loss. However, those from lower-income backgrounds could experience significant losses, particularly in math and reading.

Researchers point to the summer slide as a contributing factor in the persistent academic achievement gap between students from lower-income backgrounds and their middle-class peers.

But, does race also conflate with class, when it comes to summer slide? What does summertime mean for black children and the parents and caregivers who care for them?

We are education researchers who are black and parents to two black children – one in elementary school and another in preschool. If the U.S. imagination constructs summer as a time for swimming, free play, baseball and lazy days on the beach, it has never played out this way in our home.

We feel the weight of summer – both for its limitations and its possibilities. To us, the summer is less a time to focus solely on fun and more of what we call the “summer soar.”

Summer goals for black parents

The term “summer soar” is not taken from research or policy studies. We use it to reflect the triple burden that some parents of color – in our case, black parents – could endure during the summer months.

For these parents, summertime provides time to accomplish three goals: (1) reinforce what was learned in the previous year, (2) get a head start on the upcoming year and, most importantly, (3) supplement valuable yet missing curriculum knowledge generally not offered in traditional schools that reflects students’ racial and cultural identities.

Let’s look at what we mean by missing curriculum knowledge.

We offer an example of this in a study we conducted with a researcher at Sacramento State College, Julian Vasquez-Heilig. The study examined how culture and race were addressed in the most recently adopted 11th grade U.S. history Texas state standards.

Findings highlighted that topics in the social studies standards did not fully address the contributions of people of color in the U.S. In the case of black people, much of the focus centered only on cultural contributions and not on the other ways black people contributed to the U.S. narrative.

Added to this was the tendency to give partial attention to the legacy of racism. This history of U.S. racism was not discussed as foundational to the development and maintenance of the country.

Black students’ mis-education

This is not unique to Texas nor found in the area of social studies alone. Education researchers have long acknowledged how official K-12 school curriculum and approaches to teaching fail to affirm black students’ cultural identities. They also reinforce the belief that black people have not made any contributions to the U.S. society.

As far back as the turn of the 20th century, notable scholars including W.E.B. Du Bois, Carter G. Woodson and Anna Julia Cooper addressed the problems and limitations of schooling for African-Americans.

As a result, black students run the risk of experiencing what historian Carter G. Woodson called “mis-education.” Mis-education is a process where school knowledge helps to foster a sense of contempt or disregard for one’s own histories and experiences, regardless of the level of education attained.

So, for us as parents and educators, the “summer soar» is not just about further developing our son’s academics. It is also about fostering a consciousness to help ward off the subtle effects of mis-education – a concern shared by many black families.

Why it is uniquely burdensome

We recognize that black parents are not the only ones worried about their children’s academic achievement and social development. Families, in general, are critical about the overreliance on standardized testing that makes school less a place for meaningful engagement.

Yet what makes the “summer slide” and as a consequence the “summer soar” experience of black parents uniquely burdensome is the context in which it occurs.

Along with the curriculum and teaching problems black children encounter in schools around race and culture, there is a legacy of positioning black males and black children in troubling, dehumanizing ways.

For example, scholars note that black children, specifically black boys, are often viewed as mature and “adult-like.” Their behaviors and experiences are not seen as part of the normal arc of childhood development. Scholars find that in this “adultification” process, black children are not given the allowance of childhood innocence.

These “deficit-oriented” perspectives are found not only in academic literature, but also in public policy, popular media and everyday conversations. A contemporary reflection of this is found in the call for the popular #BlackLivesMatter movement.

Being black in the summer

To be clear: We don’t feel we are approaching the “summer slide” or our “summer soar” from a place of unfounded anxiety or as parents too focused on their child’s education.

Black people have been and continue to be dealt with in schools and society in deeply problematic ways. Just consider the growing number of black families that are choosing to homeschool their children.

In a study that examined the perspectives of 74 African-American homeschoolers in the U.S., researchers Ama Mazama and Garvey Lundy found that the second most important reason that black parents chose to homeschool, right behind concerns with quality of education, was to protect against the racism found in traditional school settings.

Being black in the summer (or anytime really) is not easy. The challenge black families face is navigating an educational context that requires excelling in mainstream school settings, while buffering against the very same education systems that deny one’s humanity.

This summer, like all summers for us, is filled with ambitious goals. We want to help our rising second grader memorize multiplication facts, advance his reading level and improve his writing. But we also want to introduce him to poetry and literature by black authors, teach him about ancient African civilizations and expose him to the concepts of fairness and justice as key to the black struggle in the U.S.

Our task is not easy. But it is our reality – one that we share with countless others – that goes unrecognized in the popular discussions around “summer slide” and the idyllic dream of a lazy summer.

Fuente de la noticia: http://theconversation.com/what-summertime-means-for-black-children-60152?utm_medium=email&utm_campaign=Using%20bacteria%20to%20clean%20up%20oil%20spills&utm_content=Using%20bacteria%20to%20clean%20up%20oil%20spills+CID_6962ba4afb74d53eae0c4c57865f53ca&utm_source=campaign_monitor_us&utm_term=What%20summertime%20means%20for%20black%20children

Fuente de la imagen: https://62e528761d0685343e1c-f3d1b99a743ffa4142d9d7f1978d9686.ssl.cf2.rackcdn.com/files/127588/width926/image-20160621-12995-c6qikt.jpg

Comparte este contenido:

España: Los alumnos de Cantabria tendrán vacaciones cada dos meses el curso que viene

Cantabria / 07 de junio de 2016 / Por: J.M. G/EPSantander / Fuente: http://www.abc.es/

La Mesa Sectorial de Educación aprueba una distribución de la carga lectiva en cinco bimestres, con cuatro evaluaciones

La Mesa Sectorial de Educación de Cantabria, presidida por el consejero del ramo, Ramón Ruiz, ha aprobado este martes 7 de junio, con el apoyo de toda la Junta de Personal Docente, el calendario escolar para el curso 2016-2017, que incluye una semana de vacaciones cada dos meses lectivos, con lo que se amplían a cuatro las evaluaciones, y lo que conlleva la supresión de los exámenes de septiembre en Educación Secundaria. En Bachillerato lo harán el siguiente curso.

El calendario escolar del curso 2016-17 en Cantabria romperá por completo con la tradición de las últimas décadas de tres trimestres e instaurará un modelo muy similar al que se sigue en la mayoría de países europeos. Se mantienen las mismas jornadas lectivas (175 días de clase), pero se distribuyen de forma diferente (en cinco bimestres) para que sean de, aproximadamente, la misma duración y para asegurar unos días de descanso para los alumnos cada, aproximadamente, dos meses de clase.

Centros abiertos en vacaciones

 Para atender a los alumnos en los periodos de vacaciones, la Consejería abrirá algunos centros como espacios lúdicos con comedor, que será gratuito para familias con pocos recursos, en línea con la experiencia puesta en marcha el pasado verano. Ruiz ha anunciado que, en tiempos no lectivos, la Consejería «hará un esfuerzo» para mantener abiertos los centros, que ofrecerán un programa lúdico y servicio de comedor, gratuito para los alumnos becados.

Además, la Mesa Sectorial ha aprobado otro acuerdo que incluye disminuir los horarios lectivos del profesorado de todos los cuerpos docentes. En Educación Secundaria se recuperará el horario del curso 2010-2011 durante el periodo 2016-2017; la referencia para el próximo curso será de 19 horas y en el siguiente se generalizará la reducción horaria a 18 lectivas. A lo largo del primer semestre del curso 2016-2017 se negociará una mejora general del horario lectivo del Cuerpo de Maestros.

Menos vacaciones de verano

Ruiz ha explicado que tanto su departamento como los sindicatos han coincidido en que las actuales vacaciones de verano son «excesivamente largas» y se ha decidido empezar «antes» el curso. Así, las clases acabarán el 23 de junio en los colegios y el 27 en los institutos y no habrá pruebas de septiembre para Secundaria. La excepción el próximo curso serán los alumnos de Bachillerato, que mantendrán los exámenes de septiembre, aunque por último año, ya que se erradicarán para el 2017-2018.

Tanto Consejería como sindicatos son partidarios de evaluaciones «intensas y más numerosas» en lugar de «trimestres tan largos», lo que además permitirá «reflexionar» sobre el aprendizaje de los alumnos, que actualmente soportan una carga lectiva diaria de 270 minutos, por encima de otros países europeos, ha señalado Ruiz.

Fuente noticia: http://www.abc.es/sociedad/abci-educacion-alumnos-cantabria-tendran-vacaciones-cada-meses-curso-viene-201606071810_noticia.html

Comparte este contenido:
Page 3 of 3
1 2 3