Page 14 of 14
1 12 13 14

Universos femeninos en Estambul

Turquía/ Marzo 2016/ Autores: Nuria López Torres, José Miguens  / Fuente: El país

En Turquía como en otras muchas Naciones cuya religión es el Mahometismo hay muy poca tolerancia hacia la mujer, realmente impide que esta pueda desarrollar su capacidad intelectual, cultural y social por lo cual todo lo concerniente a su actividad en el mundo está prohibida por un machismo fuera de toda razón y muy fuera de tiempo hoy en día la mujer en el mundo accidental desempeña una labor igualitaria y en muchos casos mejor que la del hombre, al menos más aceptada, esto a ocasionado que muchos países orientales avancen muy lentos para los tiempos que corren, los dirigentes religiosos debieran estudiar con respeto y rigurosa verdad su religión hasta donde debe llegar la prohibición y desde cuando los Libros Sagrados han puesto esas prohibiciones que con intolerancia tratan de justificar mandatos Divinos, el correr de los tiempos y los cambios culturales aconsejan revisar con suma prudencia sin incurrir en dogmas o pecados que puedan dañar las enseñanzas del Profeta para las puedan comprender y trasladarlas a los nuevos tiempos donde la mujer juega ese gran papel dentro de la sociedad y la familia (José Miguens)

Fuente de la Noticia:

http://elpais.com/elpais/2016/03/22/album/1458656510_831556.html#1458656510_831556_1458657181

Fuente de Foto:

http://ep00.epimg.net/elpais/imagenes/2016/03/22/album/1458656510_831556_1458656927_album_normal.jpg

Comparte este contenido:

Gitanos segregados “para su beneficio”

Marzo, 2016. Fuente y Autor: ACHENCIAS / ARAINFO

Turquía ha ratificado la Convención del Estatuto de Refugiado de 1951, sin embargo, es el único país del mundo en aplicar una limitación geográfica, de modo que sólo los europeos pueden obtener la condición de refugiado allí.

 Filippo Grandi, Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), criticaba duramente, en el Parlamento Europeo, el principio de acuerdo alcanzado entre la Unión Europea y Turquía para deportar a este país a todos los inmigrantes irregulares que lleguen a Grecia, incluidos los demandantes de asilo sirios, a cambio de reubicar en los Estados miembros un número equivalente de refugiados ya instalados en Turquía.

En una intervención muy aplaudida ante el pleno del Parlamento Europeo en Estrasburgo, Grandi ha expresado su “profunda preocupación” por un pacto que apunta al retorno sistemático de inmigrantes a Turquía, poniendo en duda el respeto del derecho internacional que asiste a las personas que necesitan protección.

El máximo responsable de ACNUR ha advertido de que un demandante de asilo sólo puede ser deportado a un tercer país si éste “asume la responsabilidad en esencia” de tramitar su solicitud y es capaz de cumplir los estándares internacionales en materia de asilo, incluido el acceso de los refugiados a la educación, la sanidad y la asistencia social y el empleo. Algo que muchas voces dudan que venga haciendo Turquía.

Human Right Watch advertía al respecto que “Turquía no puede ser considerado como un país de asilo seguro para los refugiados de Siria, o para los refugiados de Irak, Afganistán y otros países no europeos. Turquía ha ratificado la Convención sobre el Estatuto de Refugiado de Ginebra de 1951, sin embargo, es el único país del mundo en aplicar una limitación geográfica, de modo que sólo los europeos pueden obtener la condición de refugiado allí”. Así pues, el país otomano no proporcionaría una protección efectiva a los refugiados y ya ha empujado, en repetidas ocasiones, a los solicitantes de asilo de vuelta a Siria.

Grandi ha reclamado a los mandatarios europeos que exhiban un “liderazgo político valiente” tanto para buscar soluciones a los conflictos que fuerzan a los refugiados a escapar de sus países, como para garantizarles vías legales de huida que no les obliguen a recurrir a mafias “que abusan de ellos y les explotan”.

“En un mundo con conflictos, los desplazamientos masivos son una realidad. Crear vallas y muros no es una solución, sólo aumentará el sufrimiento de la gente que ya ha sufrido lo inimaginable”, ha insistido Grandi, en alusión al cierre de las fronteras de países como Austria y otros en la ruta de los Balcanes que impiden avanzar hacia la UE a miles de refugiados, que en la actualidad permanecen en precarias condiciones en Grecia.

Con mayor contundencia que Filippo Grandi, se ha expresado el representante europeo de la ONU para los refugiados, Vicente Cochelet, que alertaba que lo pactado por sorpresa en Bruselas puede contravenir ciertas normas: “Un acuerdo que sea equivalente a un retorno en bloque de todos los individuos de un país a un tercer país no es acorde a la legislación europea, ni acorde a la legislación internacional”, en referencia al artículo 19 de la Carta Europea de los Derechos Fundamentales, que prohíbe explícitamente las expulsiones colectivas.

Por su parte Amnistía Internacional ha calificado el acuerdo de deshumanizante y ha descartado a Turquía como un país seguro. “La idea de trueque de refugiados no sólo es peligrosamente deshumanizante, tampoco ofrece una solución sostenible a largo plazo a la crisis humanitaria en curso”, dijo Iverna McGowan, directora de la Oficina de Instituciones Europeas de Amnistía Internacional.

“Turquía ha devuelto refugiados a Siria y muchos refugiados en el país viven en condiciones terribles sin una vivienda adecuada. Cientos de miles de niños refugiados no pueden acceder a la educación. Es inimaginable como Turquía puede ser considerada como un ‘tercer país seguro’, donde la UE pueda externalizar sus obligaciones de acogida”, agregó McGowan.

En cuanto al cierre de fronteras en la ruta de los Balcanes, anunciado por Donald Tusk, Aministía Internacional considera que el bloqueo de esta ruta llevaría a miles de personas vulnerables, a quedarse varadas en el frío, sin un plan claro sobre cómo satisfacer sus necesidades humanitarias urgentes, en referencia a los miles de refugiados atrapados en Grecia, la Antigua República Yugoslava de Macedonia, Serbia, Croacia y Eslovenia, donde muchos han pasado la noche al raso o en precarias tiendas de campaña.

Fuente de la Noticia: http://arainfo.org/2016/03/arrecian-las-criticas-contra-el-acuerdo-entre-la-ue-y-turquia/

Fuente de la Foto: http://arainfo.org/wordpress/wp-content/uploads/2016/02/pasofronterizo.jpg 

Socializado por : Elisabel Rubiano, Doctora en Ciencias Sociales. Mención: Estudios Culturales. Magister en Educación. Mención: Lectura y escritura. Estudios de maestría en Literatura Venezolana. Licenciada en Educación Especial. Mención: Dificultades de Aprendizaje.

Comparte este contenido:

Indígenas de América Latina siguen excluidos del desarrollo

Otras Voces en Educación

Noticias

Indígenas de América Latina siguen excluidos del desarrollo

Nicaragua/16 de Febrero de 2016/Inter Press Notice/

Indígenas-CortesíaPresidencia-629x420

 

 

NACIONES UNIDAS, 16 feb 2016 (IPS) – La pobreza y la brecha educativa se achicaron de forma significativa en beneficio de las poblaciones indígenas de América Latina, pero todavía quedan muchas personas al margen de los avances sociales, subraya un estudio del Banco Mundial.

El estudio “Indígenas de América Latina en el siglo XXI” registró un inmenso progreso social en la región en los 10 primeros años de este milenio, a los que ya se llama la “década de oro”.

En gran parte de la región, la participación política de las poblaciones indígenas aumentó. En Bolivia, la representación de los pueblos originarios en el parlamento asciende a 30 por ciento de los legisladores.

«América Latina experimentó una profunda transformación social que redujo la pobreza y expandió la clase media, pero las comunidades indígenas se beneficiaron menos que el resto de los latinoamericanos”: Jorge Familiar.

Además, hay más países que aceptaron tradiciones indígenas en los procesos electorales, como el estado mexicano de Oaxaca, donde 418, de las 570 municipalidades, se rigen según sus costumbres.

Esos acontecimiento obedecen, en parte, a la concreción de tratados internacionales y manifiestos como la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, adoptada en 2007.

El estudio, publicado el lunes 15, también señala que unas 70 millones de personas salieron de la pobreza, entre ellas indígenas de Bolivia, Brasil y Perú.

El acceso a la educación primaria fue uno de los mayores y más claros logros de la década de oro, subraya el Banco Mundial. En países como Ecuador, México y Nicaragua se cerró la brecha educativa, asegura.

Pero a pesar de los avances, las comunidades indígenas siguen excluidas del desarrollo.

“América Latina experimentó una profunda transformación social que redujo la pobreza y expandió la clase media, pero las comunidades indígenas se beneficiaron menos que el resto de los latinoamericanos”, observó el vicepresidente del Banco Mundial para América Latina y el Caribe, el mexicano Jorge Familiar.

El estudio también señala que la pobreza disminuyó entre las comunidades indígenas, pero la brecha entre ellas y el resto de la ciudadanía se mantuvo igual o se amplió.

Los indígenas representan 14 por ciento de las personas pobres en la región y 17 por ciento de las que viven en extrema pobreza, a pesar de constituir ocho por ciento de la población.

Ser descendiente de indígenas aumenta las probabilidades de crecer en un hogar pobre, independientemente del nivel educativo de los padres, del tamaño o la ubicación del hogar, subraya el documento.

En Ecuador, la probabilidad de que una familia sea pobre aumenta 13 por ciento si sus integrantes son indígenas; y la de vivir en la extrema pobreza, 15,5 por ciento. Otros indicadores en materia de género y geografía, también realzan la exclusión que padecen los pueblos originarios.

Por ejemplo, en Ecuador, si el mismo hogar está encabezado por una mujer, las probabilidades de ser pobre aumentan seis por ciento. También hay una mayor proporción de analfabetismo entre las indígenas, así como deserción escolar.

En lo que respecta al factor geográfico, en Perú, por ejemplo, un hogar indígena de un área rural tiene 37 más probabilidades de ser pobre que uno de la ciudad. Las familias indígenas siguen padeciendo peores condiciones de vida con menos servicios de saneamiento y más propensión a los desastres que el resto de la ciudadanía.

El Banco Mundial urge a una inclusión multifacética de las comunidades indígenas, en especial a la luz de la nueva Agenda para el Desarrollo Sostenible, adoptada a fines de 2015.

Si los pueblos indígenas han de adoptar un papel como actores clave en la Agenda Posterior a 2015, es necesario considerar sus voces y sus ideas”, subrayó el director de desarrollo urbano, rural y social del Banco Mundial, Ede Ijjasz-Vasquez.

Los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible incluyen compromisos en relación con el derecho de los pueblos indígenas a la educación, las tierras y los mercados.

El estudio del Banco Mundial recomienda la efectiva implementación de las leyes nacionales para garantizar la participación política de las comunidades indígenas, además de fortalecer el acceso a la educación, mejorar las estrategias de recolección de datos para implementar mejor los programas dirigidos a los pueblos originarios e incluirlos en el diseño de los objetivos de desarrollo.

“La inclusión de los pueblos indígenas en las políticas y los programas de desarrollo no es solo una cuestión de reducir la pobreza, es el proceso de mejorar su capacidad y su oportunidad de ser actores activos de la sociedad”, destacó Ijjasz-Vasquez.

“Su inclusión es lo correcto desde el punto de vista moral e inteligente desde el punto de vista económico para los países” de América Latina, añadió.

El Foro Permanente para las Cuestiones Indígenas de la Organización de las Naciones Unidas, creado en 2002, se reunirá en mayo de este año para debatir la situación de las comunidades originarias en relación con los conflictos, su resolución y la paz.

Fuente: http://

Comparte este contenido:

¿Quiénes son los jóvenes de la generación invisible? El abandono escolar, una de las consecuencias de la entrada de Rumania a la Unión Europea

Rumania/ febrero, 2016/Autor: Christine Leşcu/ Fuente: noticia, Radio Rumania Internacional

Creado en la UE hace unos años, el concepto “nini” (jóvenes que no están activos en el mercado laboral, que no estudian y no participan en un curso de formación profesional) ha sido adoptado también por la legislación rumana.

Creado en la UE hace unos años, el concepto  “nini” (jóvenes que no están activos en el mercado laboral, que no estudian y no participan en un curso de formación profesional) ha sido adoptado también por la legislación rumana. Desgraciadamente, no se conoce muy bien el concepto y las soluciones que ofrece el Estado para recuperar a esta categoría. Además, las estadísticas tampoco son concluyentes y, justamente por ello, los representantes de la sociedad civil los han llamado también la “Generación invisible”.

En 2013, el Instituto Nacional de Estadística estimó que aproximadamente 440.000 jóvenes menores de 25 años eran “ninis”, es decir, un 17% de los jóvenes de esta edad, siendo el promedio en la UE del 12,5%. Por otro lado, a finales de 2015, el Ministerio de Trabajo informó que sólo aproximadamente 80.000 jóvenes estaban registrados en la Agencia Nacional de Empleo.

Además, en 2014 la tasa de desempleo para los jóvenes de 25 a 29 años de edad fue del 24,6%, mayor que en 2007 cuando alcanzaba el 17,6%. Aunque las cifras suelan uniformizar muchísmimo, los jóvenes mencionados en estas estadísticas son variados, proceden de ámbitos sociales variados y tienen problemas específicos. Por ejemplo, Carolina tiene 15 años de edad, renunció a estudiar a finales del octavo grado, y desde entonces trabaja en la granja de sus padres, en la zona rural del distrito de Galaţi. He aquí lo que ha declarado:

“Mi madre ya no puede trabajar y siempre la tengo que ayudar. Tengo hermanos y hermanas que están en el extranjero, pero ellos también tienen problemas, y entonces no acudimos a ellos.”

Como sólo terminó 8 grados, Carolina no está cualificada y tampoco tiene la edad necesaria para trabajar:

“He intentado encontrar algo aquí. He ayudado a una mujer que ya no podía trabajar, pero al cabo de dos meses renuncié para no dejar a mi madre sola en casa. Estoy intentando encontrar trabajo, pero de momento no puedo encontrar nada, porque no tengo 18 años. Una hermana mía vive en Tecuci, trabaja en una cafetería y es posible que vaya allí si me necesita.”

Cătălin está en una situación similar. Dejó de estudiar a los 17 años de edad. Ahora tiene 19 años y trabaja en la granja de sus padres, en una aldea del distrito de Galaţi, donde viven también sus tres hermanas menores. Cătălin ha contado cómo es un día normal:

“Me despierto por la mañana, a las 7:00 – 7:30, y empiezo a alimentar a los animales. Hago todo lo que sea necesario, corto leña, y cualquier otra cosa. Trabajo todo el día, no tengo día libre. Me registré en la Agencia de Empleo del Distrito, pero no he recibido respuesta. Sólo me registré. No he hecho ningún curso de formación, nada… En esta zona no pasa nada. Actualmente, no tengo ninguna fuente de ingresos, sólo ofertas ocasionales.”

Tuvo que dejar de trabajar porque el transporte y los suministros eran muy costosos para la familia. Sin embargo, algún día Cătălin quisiera volver a estudiar, obtener una cualificación y encontrar trabajo:

“Lo que más me gustaría es tener trabajo. Podría hacer cualquier cosa, si supiera que trabajo y tengo mi dinero. Intentaré hacer cualquier cosa que encuentre.”

Sin embargo, no todos los “ninis” están en la situación de Carolina y Cătălin. Su diversidad ha destacado en el reciente estudio de la Coalición de ONG por los Derechos de los Jóvenes. Veronica Ştefan, la representante de la Coalición, ha puesto algunos ejemplos:

“Son aquellos que abandonan temprano la escuela, aquellos que han terminado el instituto sin el diploma de bachillerato, y también aquellos que han terminado la facultad o el máster, tienen diploma, pero no han encontrado trabajo. Es una categoría variada, porque hay varias subcategorías. Los problemas de un joven de 22 años de edad que ha terminado la universidad son distintos a los de un joven de 15 años que ha terminado 8 grados y no ha continuado sus estudios. Desde el principio, se ve claramente que las chicas representan una categoría. Un 18% de las jóvenes menores de 25 años de edad están en esta situación vulnerable, es decir que su porcentaje es mayor a los jóvenes “ninis”, chicos y chicas juntos. De 25 a 29 años de edad, el porcentaje de las chicas incluso sube  hasta el 30%.”

Además de las chicas y de los jóvenes de la zona rural que no tienen el apoyo de su familia para continuar sus estudios, existe también la subcategoría de los graduados de estudios universitarios. He aquí la declaración de Veronica Ştefan:

“Normalmente, aquellos que terminan los estudios superiores deciden quedarse en casa, apoyados por su familia, y prefieren esperar oportunidades mejores o relevantes por la facultad que hayan terminado. En esta situación están aquellos que tienen el apoyo financiero de su familia. Hay también estudiantes que han abandonado los estudios superiores justamente por la necesidad de sostenerse económicamente, de tener vivienda o de cuidar a la familia. Existe también la categoría de las jóvenes madres. Muchas se quedan en casa justamente para cuidar a los niños. Pero el sistema destinado a ayudar a las jóvenes madres es deficitario, sobre todo respecto a su reintegración en el mercado laboral.”

Para todas estas categorías y subcategorías, la UE adoptó en 2013 el programa “Garantía Juvenil”. En Rumanía, el acto normativo que adapta este programa a la situación local y mediante el cual se deberían haber desbloqueado los fondos comunitarios está en vigor desde hace dos años. Desgraciadamente, todavía no se ha aplicado, y muchos jóvenes ni lo conocen. Veronica Ştefan ha contado cómo debería funcionar en Rumanía el programa “Garantía Juvenil”:

“Después de cuatro meses de inactividad, un joven debería registrarse en la Agencia de Empleo del Distrito para recibir una oportunidad: de preparación profesional, de reintegración en el sistema de educación o un empleo. Pero de momento este sistema no se ha puesto en marcha en Rumanía. Está sólo en los papeles y se aplica sólo en el caso de algunos proyectos piloto. La “Garantía Juvenil” debería ser un mecanismo propio y permanente. Cualquier joven que se registre solo o al que registre otra persona, debería recibir esta oportunidad inmediatamente después de haberse registrado.”

Además de la puesta en marcha de la legislación sobre la “Garantía Juvenil” y el desbloqueo de las líneas de financiación europeas para los “ninis”, las organizaciones no gubernamentales han recomendado un enfoque diferencial para cada subcategoría, según sus particularidades.

Lo expuesto anteriormente nos permite inferir que la situación reflejada por estos jóvenes rumanos indica que la tan anunciada ayuda de la comunidad económica europea es una promesa que nunca llegará y que se repite con los países más desfavorecidos de ese continente y del mundo, los rumanos que cayeron en el engaño o ilusión, que al entrar en dicha comunidad mágicamente todos sus problemas se resolverían, es importante meditar sobre este asunto y ser más cauto. Las promesas del capital siempre serán eso, sólo promesas, que los jóvenes de los países menos desarrollados se pierdan en el tiempo y se conviertan en seres invisibles.

Fuente de la Noticia: http://www.rri.ro/es_es/quienes_son_los_jovenes _de_la_generacion_invisible-2542160

Fuente de la Imagen: http://www.rri.ro/newfiles/images/tineri-angajari-serviciu-job-munca.png

Editor: Elvis Ramírez T. Docente Jubilado (UPEL-IPC) Pos-Doctorado en Educación Ambiente ySociedad, Doctor en Cs, de la Actividad Física y el Deporte, Magister en Educación, Estudios Avanzados en Investigación (DEA), , coordinador de la Línea de Investigación Cs. de la Actividad F

Comparte este contenido:
Page 14 of 14
1 12 13 14