Page 3 of 27
1 2 3 4 5 27

Tres series gratuitas para aprender historia mundial

Por: Sofía García-Bullé

Los contenidos digitales han abierto nuevas posibilidades para registrar y divulgar la historia en formatos ágiles, interesantes y entretenidos.

La enseñanza de la historia es una disciplina con muchas áreas de oportunidad. En países como México, por ejemplo, existen problemas tanto con la preparación de los docentes para impartir la materia, como en los recursos y materiales didácticos disponibles para dar la clase. En Estados Unidos, hay regiones en las que aún se lucha por programas académicos que reflejen la realidad histórica americana por completo.

Para aquellos maestros que encuentren un reto difícil en recopilar material certero y entretenido para sus alumnos en las clases de historia, les compartimos tres programas educativos para fortalecer su selección de contenidos. Todos los programas incluidos en la lista pueden accederse gratuitamente vía YouTube.

1. Historia a profundidad: IT’S HISTORY!

Producido por Mediakraft Networks, este canal de YouTube surgió en 2014 y se especializa en narrar episodios específicos de la historia mundial a detalle. El show es producido en Munich por un equipo de expertos en historia, es narrado y escrito por el historiador Indiana Neidell.

Neidell combina su trayectoria como actor de voz, músico y personalidad de redes para relatar episodios históricos como la Guerra Fría, la Revolución Industrial y la Revolución Cultural China en una forma clara, concisa y amigable, apta tanto para expertos que quieren saber más sobre historia mundial como para principiantes que se inician en la materia.

La compañía de producción también tiene disponibles canales hermanos que abordan específicamente la Primera y Segunda Guerra Mundial. La mayoría de los capítulos de estas series cuentan con 36 opciones de idiomas en los subtítulos, incluyendo inglés, español, francés, alemán, árabe, chino y coreano, entre otros.

2. No son caricaturas, son créditos extra: Extra Credits

La idea del canal Extra Credits surgió en 2008 cuando el co-creador Daniel Floyd elaboró dos presentaciones de video para sus clases de Historia del Arte y Teoría de los Medios en el Colegio de Arte y Diseño de Savanna (Savannah College of Art and Design). En julio del 2010 comenzaron a transmitir el show Extra Credits por YouTube, cubriendo temas sobre producción de videojuegos y cultura popular. En el 2013 incluyeron el tema de historia mundial por capítulos bajo el título Extra History.

Siete años después, Extra History tiene hoy una de las bibliotecas de contenido histórico más amplias y variadas en YouTube y Twitch, cubriendo desde piezas de personajes como Simón Bolívar, Mary Seacoal y Yi Sun Sin, hasta eventos históricos complejos cuyo entendimiento requiere tocar temas de Economía y Sociología, tales como el episodio de la Compañía del Mar del Sur en el siglo XVIII.

La mayoría de los capítulos tiene de 7 a 15 opciones de idiomas para subtítulos, casi siempre ofreciendo español latinoamericano, peninsular o genérico.

3. Una opción latina: Bully Magnets

Producido por Andrés Alba, Antonio Romero, Enrique López y Luis Felipe Ángeles, Bully Magnets abrió su canal de YouTube en el 2010 con la intención de divulgar contenido histórico en un formato breve, amigable y característicamente divertido, dirigiéndose especialmente al público joven.

Su contenido es variado y abarca desde temas de interés académico como la conquista de México y el descubrimiento de América, hasta la vida de un Papa que odiaba a los gatos o un día en la jornada laboral de un verdugo en tiempos de la Revolución Francesa. El canal tiene una de las bibliotecas con contenido histórico más amplias de habla hispana, y varios de sus videos cuentan con subtítulos en español y en inglés.

Las fuentes y materiales estandarizados siempre serán la primera solución para enseñar historia en las escuelas, pero como auxiliar a estas fuentes primarias, contenidos digitales como estos son de gran ayuda para mantener el interés de los alumnos en el salón de clases.

¿Tú como maestro usas contenidos digitales auxiliares en el aula para reforzar el aprendizaje de la historia? Cuéntanos en los comentarios.

Fuente: https://observatorio.tec.mx/edu-news/historia-video-gratis

Imagen: USA-Reiseblogger en Pixabay

Comparte este contenido:

Estados Unidos aprueba ley de educación sobre el Holocausto

Redacción: Israel Noticias

La Cámara de Representantes de los Estados Unidos aprobó el lunes por abrumadora mayoría la legislación para asignar 10 millones de dólares en fondos federales durante cinco años para fomentar la educación sobre el Holocausto.

La Ley de Educación Nunca Más, cuyo autor es la congresista neoyorquina Carolyn Maloney, destinará 10 millones de dólares a la expansión del memorial conmemorativo al Holocausto de los Estados Unidos, el Museo de la Memoria.

Elaborada por la congresista neoyorquina Carolyn Maloney, la Ley de Educación Nunca Más Dirigirá millones de dólares a la expansión del programa educativo del Museo Conmemorativo del Holocausto de los Estados Unidos, al apoyo de un sitio web con materiales curriculares para profesores y a la organización de talleres de educación y concienciación sobre el Holocausto en todo el país.

“No se me ocurre mejor manera de honrar la memoria de los asesinados que asegurarme de que nuestros alumnos conozcan sus nombres y sus historias”, dijo Maloney, un demócrata. “Si no aprendemos de la historia, estamos condenados a repetirla. Insto al Senado a actuar rápidamente en este proyecto de ley”.

El proyecto de ley fue aprobado por un voto de 393 a 5.

La legislación fue ampliamente apoyada por la comunidad judía estadounidense organizada.

“Nos complace que la Cámara de Representantes haya tomado medidas hoy, en el Día Internacional de Recordación del Holocausto, para asegurar que las lecciones del Holocausto se transmitan de una generación a otra”, dijo Jonathan Greenblatt, jefe de la Liga Antidifamación.

“Esperamos que esta ley sea aprobada rápidamente y que se trabaje en estrecha colaboración con los maestros y los distritos de todo el país para garantizar que la educación sobre el Holocausto sea uniforme y coherente en todo el país”.

La Ley de Educación Nunca Más se dirige ahora al Senado. Si es aprobada por la cámara alta, irá al presidente para su firma. El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, no ha tomado una posición sobre el proyecto de ley hasta el momento de escribir este artículo.

El grupo de mujeres judías Haddassah animó a los senadores a apoyar la propuesta.

“La histórica votación de hoy es un punto de inflexión en el compromiso de Estados Unidos de combatir el odio, el fanatismo y el antisemitismo. La Cámara de Representantes ha afirmado el valor de la educación sobre el Holocausto y se ha comprometido a construir comunidades más tolerantes”, dijo Janice Weinman, directora ejecutiva de la organización.

“Los educadores merecen nuestro pleno apoyo en sus esfuerzos por inculcar las lecciones universales y eternas del Holocausto en cada generación. Felicitamos a la congresista Maloney por liderar esta lucha y agradecemos a la Cámara de Representantes por su apoyo bipartidista en la aprobación de la Ley de Educación Nunca Más”.

Un importante estudio publicado la semana pasada demostró que la mayoría de los adultos estadounidenses poseen una comprensión general del Holocausto, pero muchos en los Estados Unidos no conocen los hechos básicos sobre la matanza de los judíos de Europa por la Alemania nazi.

La encuesta del Pew Research Center encontró que la mayoría de los adultos estadounidenses no saben que aproximadamente seis millones de judíos fueron asesinados en el Holocausto o que el líder nazi Adolfo Hitler llegó al poder a través de elecciones democráticas.

Datos recientes de la ADL mostraron que los incidentes antisemitas se están disparando en los Estados Unidos. Sólo en el año 2018 se registraron 1.879 episodios antisemitas, según la organización judía de derechos civiles, el 13 por ciento de los cuales fueron llevados a cabo por supremacistas blancos. Esto incluye el tiroteo en la sinagoga del Árbol de la Vida, que mató a 11 personas, el ataque antisemita más mortífero en la historia de Estados Unidos.

La presidenta de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos, Nancy Pelosi, citó esa historia reciente como una de las razones por las que apoyó la legislación.

“Mientras el mundo conmemora solemnemente los 75 años de la liberación de Auschwitz, todos debemos renovar nuestro compromiso de educar al mundo sobre los horrores del Holocausto y los peligros del fanatismo y el odio de hoy”, dijo en una declaración. “La urgencia de la educación sobre el Holocausto es ahora mayor que nunca, ya que vemos una oleada de atroces crímenes antisemitas y otros crímenes de odio que se están perpetrando tanto en Estados Unidos como en todo el mundo”.

Fuente: https://israelnoticias.com/shoah/estados-unidos-educacion-holocausto/?__cf_chl_jschl_tk__=ebb6a0ad012b97c7bf0ceb53c3ac223385ab5099-1581101063-0-AbCvUmul_3TxQUZBAdi0yAS0exTx7otyxYhEAzsJ3wrbPx05tgr_R2beJ9zvnoGT62TcWg1SQ4W1BR2ipyXHKR4McfMjNJ8jE8ndO6223dpml0Xu4E8AmSyl7rFI-bu85wqiHgkfMl9PDohTuCGFFpGaRx-lzFCtDwc0Yum6rVJ_6Q6rtB5Ol5MvBRkUiJscYrGxsSAH0ojh5CVMB6cLSCzDInP7Qip97iYXwyjAWq1TfQfBvOiqwFuvVW0vAVEQhmyhXjuZNXNxqWuK1uptUU2bDfUvJjXgHtD8laswIXBW4_gj4JrG8bliwLhhTwwEJIWGS_hqCyRsKJjEHpVGSzI

Comparte este contenido:

Harvey Sánchez: ‘El debate sobre educación superior es superficial’ . Ecuador

Redacción: El Comercio

Hace más de dos años dejó el Instituto de Evaluación Educativa (Ineval). Es uno de los cuatro consejeros técnicos de alto nivel del Laboratorio de la Evaluación de la Unesco. Y, como ecuatoriano nacionalizado, sigue de cerca los procesos en el país. Desde Rusia, Harvey Sánchez habló con este Diario a propósito de los ajustes al Ser Bachiller, examen que ayudó a construir.

En Ecuador, hasta antes del 2012, no había una prueba nacional de ingreso a la ‘U’ pública. Varias tenían filtros, pero la regla era hacer fila por un cupo. ¿De qué dimensión fue el vuelco con la prueba?

El ENES inició como una colaboración entre las universidades públicas relevantes. La Senescyt financió su ampliación nacional, coordinada por la Espe, en los primeros años. El objetivo: transparentar el ingreso y hacer más eficientes los procesos de admisión, un problema histórico por el limitado número de espacios, que aumenta, hay más graduados.

¿Pero cuál fue el impacto?

​Que se pueda concursar en un único proceso transparente, de forma libre y voluntaria, por todos los cupos del sistema. Y no solo por los que quedaban después de los dados por favores y coimas.

Desde que se empezó a tomar el examen se debate sobre si están todos aptos para ir a la ‘U’. ¿Qué opina?​

En la educación ecuatoriana hay desafíos que no se debaten o que solo se mencionan superficialmente. Es más fácil simular cambios que transformar al sistema de raíz. Hay puntos vitales para debatir: acceso y calidad; se basan en el mismo derecho de los humanos a desarrollar aprendizaje en condiciones de igualdad.

Los políticos repiten que las madres sufren porque sus hijos no acceden a cupos. Culpan a la prueba. ¿Qué pasa en el mundo?​

La angustia de las familias está justificada, además esta tensión seguirá sin resolverse porque no se afronta el desafío con claridad. En todos los países y universidades del mundo existen procesos de evaluación. En la mayoría son de admisión y en absolutamente todos la permanencia depende de las evaluaciones.

¿Es un desafío para los países, la admisión a la ‘U’?

La distribución de oportunidades es el desafío, no hay espacio para todo aspirante y no todo bachiller se gradúa con aprendizajes indispensables.

¿Qué se debe considerar?

​Que el seleccionado tenga habilidades para afrontar los estudios y que no se discrimine por haber nacido en un lugar con marginación. Por eso debe haber acciones afirmativas en el proceso de ingreso.

Se anunciaron ajustes a la prueba, ¿se culpa al filtro?

​Aplica el dicho: ‘se culpa a la báscula porque la vaca no engorda’. Es fácil darse cuenta del engaño. Es claro lo que se necesita, mejorar la calidad de la educación, especialmente en el bachillerato en los lugares más marginales del Ecuador, para que las oportunidades sean verdaderas y, al mismo tiempo, ampliar y diversificar la oferta, ya que sin importar si hay examen o rifa para asignar el mismo número de cupos, el número de angustiados seguirá creciendo.

¿Cómo lograr equidad?​Las habilidades de pensamiento están mejor distribuidas entre los estudiantes que los conocimientos aprendidos en las aulas, mediante el currículo. Por eso orientar el Ser Bachiller al currículo y eliminar razonamientos como el abstracto impactará negativamente en quienes asisten a las escuelas de menor capacidad y en donde los alumnos aprenden menos, aunque tienen igual capacidad e inteligencia. Son las del ámbito rural, interculturales.

¿Ellos requieren un examen diferenciado?​

El punto no es medir diferente sino trazar estrategias para atender bajos resultados, motivados por la pobreza. En vez de maquillar la situación hay que hacer correcciones. En el gobierno anterior se impulsaron avances. Pero no se logró cambiar la matriz productiva. Se pusieron en marcha cambios, varios continúan por ser valiosos y otros se han sustituido por ocurrencias sin mirada a largo plazo. Hace falta expandir la oferta sostenidamente y de forma pertinente.

¿Eso qué implica?​

Continuar con los institutos y aumentar los programas semipresenciales con un fuerte componente de evaluación y certificación, que garantice que los títulos son equivalentes. Es necesario insistir en la calidad como punto central o tendremos un problema mayor en los siguientes años, ya que no solamente no cambiará la matriz productiva, sino que no podremos ni abastecer nuestras necesidades mínimas de tecnología.

En América aún los bachilleres buscan ir a la universidad, ¿qué opción hay?​

Pese a las múltiples opciones productivas, la educación superior es central para el desarrollo de los países. Las personas bien preparadas crean e innovan autónomamente. Para aumentar las probabilidades de éxito en un emprendimiento se necesitan habilidades, muchas se aprenden en los estudios superiores. Pero hay que aumentar la oferta; hay oficios que son y seguirán siendo bien remunerados.

Fuente: https://www.elcomercio.com/actualidad/harvey-sanchez-debate-educacion-superior.html

Comparte este contenido:

España: Piden más programas educativos para enseñar a los profesores a usar autoinyectores de adrenalina

Europa/España/24-11-2019/Autor(a) y Fuente: www.abc.es

Los expertos recuerdan que todos los adultos que estén en contacto con niños han de saber cómo actuar con rapidez ante una anafilaxia.

La Sociedad Española de Inmunología Clínica, Alergología y Asma Pediátrica (SEICAP) ha reclamado más programas educativos en las escuelas para enseñar a los profesores a manejar los autoinyectores de adrenalina. En la actualidad, ya hay comunidades autónomas en las que se están desarrollando algunos de estos programas, pero «son minoritarios y es necesario ampliarlos a todo el territorio nacional», consideran.

Para esta sociedad científica, todos los adultos que estén en contacto con el niño, ya sean padres, profesores, monitores de tiempo libre o cuidadores, han de saber utilizar los autoinyectores para estar en condiciones de actuar con rapidez ante una anafilaxia. A partir de los 10-11 años, «el menor puede ya aprender el manejo de estos dispositivos, pero en niños de menor edad han de ser los adultos quienes administren la adrenalina», explica el coordinador del Grupo de Educación Sanitaria de SEICAP, Juan Carlos Juliá.

El experto advierte de que los niños más pequeños en una situación de anafilaxia se ponen «muy nerviosos» y, aunque pudieran aprender a manejar el autoinyector, «es raro que puedan administrárselo solos. Incluso en casos graves pueden llegar a perder la consciencia», advierte Juliá con motivo del VI Curso para Educadores en Asma y otras enfermedades alérgicas EducAler 2019, que se celebra este jueves y viernes en Barcelona.

«Si las personas que atienden a los niños tienen la formación adecuada mejorará el cumplimiento de los tratamientos, la calidad de vida de los menores alérgicos y supondrá, además, un ahorro para el sistema sanitario. Los costos económicos sanitarios y familiares son más elevados cuanto peor es el control de la enfermedad», concluye la doctora Eulalia Tauler Toro, directora del curso y miembro del Grupo de Trabajo de Educación Sanitaria de SEICAP.

Fuente e Imagen: https://www.abc.es/familia/educacion/abci-piden-mas-programas-educativos-para-ensenar-profesores-usar-autoinyectores-adrenalina-201911170211_noticia.html

Comparte este contenido:

Educación, flexibilidad y cuidados en la tercera edad: una necesidad patente

Por: Sofía García-Bullé

En un futuro no tan lejano, la fuerza de trabajo tendrá muchas más personas mayores de 65 años.

Durante mucho tiempo, la edad que marcaba la jubilación o los últimos años de trabajo antes de llegar al final de una carrera profesional, eran los 50 años. Hoy en día, el escenario ha cambiado. La inviabilidad del plan pensionario mexicano y la condiciones económicas actuales del país, han construido una realidad distinta para los adultos jóvenes y los nuevos profesionales que entran al mercado laboral.

Actualmente la edad legal de jubilación en México es de 65 años, pero la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos sostiene que la edad efectiva de retiro de la población promedio rondará por los 72 años. ¿Qué significa esto en términos de salud y educación?

La aproximación del tema suena sombría, incluso alarmista, pero un mercado laboral poblado por personas mayores no tiene que ser una situación negativa si comenzamos a preparar el terreno desde hoy.

Un nuevo perfil del adulto mayor

Cada vez son más los países cuya demografía se torna hacia las personas de edad mayor. España, por ejemplo, es actualmente el cuarto lugar en población de personas de la tercera edad, sin embargo, se calcula que para el 2040 sea el país más longevo del mundo con una esperanza de vida de 85,8 años. Lo que entendemos por longevidad está cambiando y nuestras percepciones sobre la misma también deben cambiar.

La longevidad siempre ha sido vista como algo problemático, asociamos la tercera edad y la vejez con la disminución de las capacidades físicas y mentales, por ende, vemos a la población mayor de 65 años como personas que debemos cuidar, no como miembros de la sociedad que todavía son útiles y activas, si abrimos nuevos caminos para habilitarlos.

El recurso más valioso que tienen las personas de la tercera edad es su conocimiento, su experiencia y el set de habilidades específicas que han desarrollado por un promedio de 30 a 40 años de carrera profesional y experiencias personales. Sería imprudente ignorar que pueden verse afectados estos recursos por enfermedades ligadas la senilidad, sin embargo, estos no son descalificadores de la población de la tercera edad, si se generan y aplican estrategias adecuadas para mantenerlos en buen estado de salud, además de procurarles oportunidades de trabajo que les permitan seguir activas y ejerciendo su independencia económica.

El caso de Japón

Japón cuenta no solo con una de las poblaciones más longevas a nivel mundial. También tiene uno de los niveles más altos de calidad de vida y bienestar para las personas de la tercera edad. Esto se logró cambiando el esquema de la cultura laboral y progreso social.

Usualmente, la trayectoria profesional comprende tres fases: educación, trabajo y retiro. Hoy en día, las instituciones educativas y el mercado laboral nos han mostrado que no siempre funciona así, ya no se deben tratarse como canales separados sino como caminos que se interconectan para el desarrollo personal y profesional.

Muchas universidades ya cuentan con programas para otorgar a los estudiantes oportunidades de trabajo antes de graduarse, para que obtengan experiencia; recursos como el del aprendizaje a lo largo de la vida permite a los profesionales ya graduados seguirse capacitando para ser más eficientes en su trabajo y escalar posiciones; también se ha vuelto común que los jóvenes tomen periodos de hiatus en lo que formulan un plan de vida o que cambien de carrera o área profesional.

Si ya no hablamos de un proceso lineal en lo que respecta a las trayectorias laborales, entonces ya no tiene sentido poner fechas de caducidad tan exactas e inamovibles a la vida útil de los trabajadores.

Japón entendió esto y por eso destinó recursos a la creación del Consejo para la Sociedad de los 100 años, una organización dedicada no solamente a asegurar cuidados básicos para las personas de la tercera edad, sino su inserción en el mercado laboral, la economía y la vida social.

Las primeras recomendaciones de esta organización fueron incrementar significativamente la paga del personal encargado del cuidado de las personas mayores, invertir en la creación de programas educativos específicamente dirigidos a ellos y facilitar las condiciones para mantenerlos empleados en las empresas.

En el resto del mundo puede también existen iniciativas que han llevado a cabo instituciones educativas para dirigirse al adulto mayor, presente hoy en día en la generación Baby boomer. Una de estas iniciativas es la “Red global de universidades amigables con la edad” en la que 51 universidades alrededor del mundo se unieron a esta red global especializada para personas mayores para motivar su participación en la oferta educativa y encontrar estrategias para reforzar sus aprendizajes.

Personas mayores y empresas: ¿Cómo mantenerlos juntos?

La tendencia demográfica mundial apunta hacia poblaciones más grandes de personas mayores, algunos países ven esta tendencia desarrollarse más velozmente que otros, en el caso de México, puede verse un crecimiento estable pero progresivo.

Según datos del INEGI, entre 1970 y 1990, el porcentaje de adultos mayores respecto a la población total pasó de 5.6 % a 6.2 %; en 2017 dicho porcentaje es de 10.5 %. Para 2030, esta población crecerá hasta un 55 %, por lo que habrá 14 millones de mexicanos por encima de los 65 años para entonces. Las empresas no pueden seguir evadiendo este asunto, necesitan encontrar maneras de emplear a más personas en este rango de edad.

Por parte de las empresas, ¿qué es lo más atractivo que puedes ofrecerle a un empleado de 65 años o más? Flexibilidad. Los empleados de la tercera edad tendrán más experiencia y facilidad para realizar un trabajo que tienen dominado en comparación con los empleados más jóvenes, pero necesitarán más disponibilidad de tiempo para administrar los descansos y cuidados extra que necesitan, en comparación con la población más joven.

Para adaptarse a un nuevo mercado laboral inclusivo con la edad, es necesario que las empresas incluyan otros indicadores en sus métricas de desempeño. La productividad no solo se mide con horas, sino con talento, experiencia y resultados.

Un buen programa de registro, capaz de tomar en cuenta los resultados de un trabajo basado en la experiencia y habilidades ya desarrolladas de una persona mayor, permitiría a las empresas tener una mejor idea de las ganancias que obtendrían del trabajo de las personas de la tercera edad.

El enfoque de aprendizaje a lo largo de la vida se volverá el mejor aliado del adulto mayor a largo plazo, pues puede proporcionarle la misma flexibilidad que necesita de sus empleadores para seguirse capacitando.

El esquema ya está cambiando, gracias al poder de la “ola de plata”, que representa el poder económico de los Baby boomer en edad de retiro y que demandan productos y servicios dirigidos especialmente a ellos. La educación es uno de estos servicios; los estudiantes mayores pagan entre 440,000 y 1.4 millones de dólares en cuotas de estudio y alojamiento cuando regresan a la universidad a continuar sus estudios.

Es posible tomar nota de estos aprendizajes y cambiar la manera en que vemos tanto el mercado laboral como la educación, para ser más inclusivos con los trabajadores de la tercera edad que formarán un parte importante del mercado laboral a futuro.

Fuente: https://observatorio.tec.mx/edu-news/educacion-tercera-edad

Imagen: pasja1000 en Pixabay

Comparte este contenido:

Programas educativos benefician a 19 mil adultos mayores en Bolivia

América del sur/Bolivia/03 Octubre 2019/Prensa Latina

Un total de 19 mil adultos mayores de 60 años en Bolivia son beneficiados hoy por los programas educativos de Alfabetización y Post-Alfabetización, informó Ramiro Tolaba, director general de ese proyecto.
Precisó que este año la matrícula de personas inscritas es de 120 mil y de ellas, el 16 por ciento sobrepasan esa edad, a propósito de celebrarse este martes el Día Internacional de las Personas de Edad, establecido el 14 de diciembre de 1990 por la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Tolaba recordó que ese día tiene como objetivo promover políticas y programas públicos centrados en las personas de la tercera edad y prolongar su periodo activo dentro de la sociedad.

Destacó que ese sector poblacional en Bolivia beneficiado con los programas cumplen una doble función dentro las aulas de aprendizaje, porque son estudiantes y a la vez se convierten en maestros al contribuir con sus saberes y conocimientos cuando abordan temas de salud, medio ambiente y producción.

Asimismo, una vez concluido los estudios, a diferencia de otros sectores se convierten en consejeros para que los más jóvenes no abandonen la educación.

El funcionario resaltó incentivos para beneficio de las personas de la tercera edad como la promoción de su participación en las Olimpiadas del Saber, desarrolladas desde 2014, con el objetivo de rescatar los saberes y conocimientos como un sector activo y protagonista de los cambios necesarios en la sociedad actual.

Como resultado de esas intervenciones, son elaborados textos que rescatan conocimientos y saberes ancestrales de las comunidades donde habitan y este año las publicaciones alcanzaron la cifra de tres mil 291.

Fuente: https://www.prensa-latina.cu/index.php?o=rn&id=309706&SEO=programas-educativos-benefician-a-19-mil-adultos-mayores-en-bolivia
Comparte este contenido:

¿Por qué “deben aprender” eso y no otra cosa? ¿Por qué así y no de otra manera?

Por: Juan Carlos Miranda Arroyo

Debido a que en unos días se iniciará el ciclo escolar 2019-2020 para la Educación Básica en México (Preescolar, Primaria y Secundaria), que por cierto será el primer año lectivo en época de la llamada “Cuarta Transformación” de la vida pública del país; y a propósito del texto publicado la semana pasada en este espacio (“Pensamiento Matemático y Educación Preescolar”, SDP Noticias, 16 de agosto, 2019), en esta ocasión abordaré con una doble pregunta la afirmación que da título a esta columna: ¿Qué y cómo enseñar y aprender en la Educación Básica?

Dada la inminencia de este inicio de clases, es probable que algunas madres y padres de familia, y abuelitos, se pregunten o estén interesados en saber qué aprenden sus hijos e hijas (o nietos) en la escuela, sobre todo en la pública: ¿Por qué “deben aprender” eso y no otra cosa? ¿Por qué así y no de otra manera? Por todo ello, el tema exige acercarnos a los planteamientos generados por la investigación educativa reciente, puesto que implica identificar los criterios que las autoridades educativas establecen como relevantes y pertinentes para definir la selección de los contenidos y métodos educativos, dirigidos a los niños en edad escolar de la Educación Básica (entre los 3 y los 15 años, aproximadamente), a partir de los hallazgos generados por la investigación.

Justamente, uno de los comentarios que recibimos en relación con la columna mencionada y publicada gentilmente por SDP Noticias, específicamente respecto a los resultados obtenidos luego de una evaluación que aplicamos hace unas semanas a un grupo de educadoras, en el campo de formación “Pensamiento Matemático”, indicaba que el instrumento utilizado para llevar a cabo dicha evaluación docente incorporaba elementos de programas educativos no vigentes, aunque otros sí: “… algunos de los aspectos teóricos no se mencionan en el programa de preescolar, me parece que ese fue el motivo del desconocimiento de quienes participaron en la evaluación, sin embargo, hay otros que son la base desde la licenciatura que sí están inmersos.” (1) Otro comentario interesante, que nos enviaron por la red Twitter, de algún modo coincide con la opinión anterior; éste decía así: “Los maestros del nivel básico en general estamos obligados a observar el programa escolar vigente. Lo invito a revisar el campo formativo desarrollo del pensamiento matemático y analizar los aprendizajes esperados…”

Por supuesto que manejamos los planes y programas de la educación básica. De hecho, ésta fue la respuesta que dimos en la citada red social: “El instrumento de evaluación de docentes toma como referentes principales los Programas de Educación Preescolar (PEP) 1992, 2004 y 2011. El programa vigente, 2017, ha sido «aligerado» en comparación con los anteriores. Los docentes pueden, sin embargo, ir más allá de los «mínimos» marcados por el programa vigente.”

Podríamos decir entonces que la pregunta a debatir es: ¿Los docentes deben ser evaluados, para fines formativos, sólo con los contenidos y métodos que marca el programa vigente? ¿O este tipo de evaluación debe partir, en efecto, desde ese referente curricular y considerar además los elementos incorporados durante la práctica docente, a partir del dominio de los programas anteriores?

Un reporte del recientemente “reconvertido” (o legalmente desaparecido) Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación, señala lo siguiente refiriéndose al “currículo” o “curriculum escolar”: “…éste va más allá del tratamiento de los contenidos y las formas de apropiarse de ellos. Implica tener claridad sobre las intenciones educativas y la necesidad de articular los saberes fundamentales y la metodología para alcanzarlos. La consideración a esta relación entre contenido y formas de enseñanza impacta necesariamente en otros elementos que recrean el trabajo didáctico, y lleva a tomar decisiones sobre qué conocimientos promueven la asimilación de información o cuáles son fundamentales para desarrollar el pensamiento del alumno. También implica la búsqueda sobre determinadas situaciones educativas que promuevan un tipo de aprendizaje a partir de la enseñanza que se recibe. Seleccionar determinados contenidos y formas de abordarlos lleva implícita una concepción sobre los sujetos de la educación y su intervención en el proceso, y en torno a la valoración sobre el producto o el proceso durante el trabajo pedagógico y el tipo de recursos y los materiales necesarios. Todos estos elementos curriculares adquieren significado en la interacción de los diferentes espacios de intervención educativa, principalmente en el aula, que es donde se establecen y toman sentido las prácticas educativas.” (2)

Al respecto de este interesante debate, retomo las ideas que escribió hace algunos años el psicólogo español César Coll, de la Universidad de Barcelona: “Por una parte, los contenidos reflejan y concretan las intenciones educativas y, a través de ellas, las finalidades de la educación básica y la función o funciones prioritarias que los grupos sociales dominantes o mayoritarios le atribuyen… Por otra parte, si bien es cierto que conviene distinguir cuidadosamente entre los contenidos incluidos en las propuestas curriculares –prescriptivas o no–, los contenidos enseñados y los contenidos que aprenden y se apropian los alumnos, no lo es menos que los primeros orientan, condicionan o determinan en mayor o menor medida, según los casos, lo que finalmente se enseña y se aprende en las aulas… No puede sorprender, en consecuencia, que los intentos de innovación, reforma o mejora de la educación escolar hayan estado siempre asociados, entre otros, a cambios más o menos profundos de los contenidos de enseñanza y aprendizaje. Y no puede sorprendernos que en un momento como el actual, en el que nuestras sociedades se enfrentan a nuevos retos y desafíos, surja otra vez la necesidad de volver a plantearnos estas preguntas sobre los contenidos escolares y revisar las respuestas que les hemos dado en el pasado. En suma, lejos de ser un aspecto secundario o simplemente subsidiario de otros, las decisiones sobre los contenidos escolares y los análisis, las reflexiones y los debates que a menudo les acompañan tienen una entidad propia y merecen una atención diferenciada.” (3)

Una primera conclusión a que nos conduce la exposición de estas ideas y el reinicio del debate, indica que una cosa son los programas educativos dados a conocer a la sociedad por parte de las autoridades educativas, que son generalmente producto de las propuestas que generan los equipos técnicos, junto con los grupos de funcionarios especializados en Educación Básica; que otra cosa es la práctica docente y pedagógica que se lleva a cabo en el aula y demás espacios escolares; y que una tercera cosa diferente es lo que los alumnos aprenden. Por lo tanto, un gran desafío es lograr que estas tres cosas se sintonicen.

Después de reflexionar sobre estos temas, una segunda conclusión es que los criterios normativos para evaluar a los docentes y su práctica (con intereses formativos), sobre todo en la escuela pública, no se agotan con la revisión, recuperación o planteamiento de las formalidades que están plasmadas en el documento vigente, llamado “Plan y Programas”, sino que dichos criterios deberán estar dados o definidos por la riqueza que está implicada en la labor profesional de la docencia, la dirección escolar o la asesoría técnica in situ, es decir, por todo lo que se da, “en movimiento”, en la escuela, tanto en forma individual como colectiva.

Por último, considero que este tipo de debates deja al descubierto algunos de los retos centrales o transversales que tiene frente a sí la normatividad educativa nacional, (que está por cierto en proceso de rediseño), con respecto a los procesos de evaluación formativa de las figuras educativas: docentes, directivos escolares y equipos de asesoría técnica (y que se establecerán, en breve, en la Ley del Sistema de Carrera de las Maestras y los Maestros); es decir, el reto principal estará dado en la definición acerca del qué y del cómo serán evaluadas dichas figuras. Definición que estará en la cancha de las y los legisladores, y de las autoridades educativas federales actuales.

Si las y los legisladores, así como las autoridades educativas federales, deciden que la evaluación formativa de docentes sólo será individual, y no social, es decir que seguirá sin considerar las capacidades y potencialidades del equipo o grupo educativo que trabaja en la escuela, entonces el problema de la parcialidad y la simplificación de las evaluaciones dirigidas a los profesionales de la educación, seguirá sin resolverse.

Fuentes consultadas:

(1) Comentario de la Mtra. María del Pilar Guevara (Educadora). Veracruz.

(2) INEE (2019). “Marco referencial y metodológico para la evaluación de contenidos y métodos educativos”. México.

(3) César Coll. (2006). “Lo básico en la educación básica. Reflexiones en torno a la revisión y actualización del currículo de la educación básica”. Revista Electrónica de Investigación Educativa, 8 (1). Consultado el día de mes de año en: http://redie.uabc.mx/vol8no1/contenido-coll.html

Fuente: http://www.educacionfutura.org/por-que-deben-aprender-eso-y-no-otra-cosa-por-que-asi-y-no-de-otra-manera/

Comparte este contenido:
Page 3 of 27
1 2 3 4 5 27