Page 739 of 740
1 737 738 739 740

Gran Marcha social y sindical radicó pliego distrital de peticiones

http://www.adebogota.org

Nueva imagen

26/02/2016

Los trabajadores, comunidad en general, organizaciones sindicales y sociales salieron a movilizarse este jueves 25 de febrero en Bogotá, en la marcha popular, sindical, obrera y para atacar todas las medidas de los gobiernos distrital y nacional.

Esta marcha acompañó la radicación del pliego de peticiones distrital social y sindical. Así mismo, la entrega de diferentes pliegos en diversas entidades distritales; entre ellas, la Asociación Distrital de Educadores.

En el último mes, la administración de Peñalosa se ha dado a la tarea de reducir los presupuestos de las entidades: ha recortado en 40% en salud; 20%, en educación; 20%, de Integración Social para las poblaciones más vulnerables de la ciudad. También ha cerrado comedores comunitarios,  a pesar de que él mismo creó el proyecto hace más de 15 años.

La de ayer fue una marcha, pero no es la primera muestra del creciente descontento de los habitantes de Bogotá ante las pésimas decisiones que está tomando Peñalosa. Por ejemplo, los estudiantes de movilizaron ante su preocupación. Peñalosa va a vender la Empresa de Teléfonos de Bogotá que es el apoyo financiera de la Universidad Distrital.

El incremento desmesurado en Transmilenio que toca los bolsillos de la inmensa mayoría de la población; la represiva posición de sacar el Esmad a violentar estudiantes, mujeres, ancianos sin consideración; o la actitud con los vendedores ambulantes en su llamada ‘protección del espacio público’ son posturas que también rechazó la ciudadanía.

“Peñalosa no da garantías sociales ni laborales para nadie solamente, para que los ricos transiten libremente sin que nadie los moleste. Esa es la política neoliberal, lo que el pueblo no entendió cuando eligió a Peñalosa, sabiendo que le interesaba más el concreto que la parte social. Ese es el panorama que nos espera para este año 2016 y esperamos la compañía de la población en general para que el próximo 17 sea aún más fuerte”, apuntó Isaías Garzón, presidente de Sintradistritales.

Frente a la conocida dirección de Peñalosa, quien rechaza abiertamente la negociación, Garzón sostiene “vamos a tener bastantes enfrentamientos”.

Comparte este contenido:

Túnez: “Hemos perdido nuestras ilusiones, nuestros sueños son realistas”

 febrero der 2016 / por Milena Rampoldi , Rim Ben Fraj

Rim Ben Fra

Rim Ben Fraj, 31 años, es tunecina, bloguera, traductora, editora, diplomada precaria, miembro de la red de traductores Tlaxcala; Trabaja como periodista independiente. Aceptó responder a nuestras preguntas.

Milena Rampoldi: ¿Cuáles son los principales problemas de la joven generación en Túnez?

Rim Ben Fraj: La marginalización económica, social y por lo tanto, política y cultural.

La juventud que ha hecho la revolución no tiene ninguna representación parlamentaria ni gubernamental, hay al menos 250 mil licenciados desempleados.

El desempleo afecta hasta el 80% de los jóvenes en algunas regiones.

La única alternativa que se presentaba -la inmigración clandestina -se hizo imposible por el muro electrónico de Frontex en el Mediterráneo.

Los jóvenes que se niegan a hacerse contratar por « Daesh » tan sólo les queda la revuelta como salida.

Pero hasta si se rebelan, el Estado no tiene la capacidad necesaria para satisfacer sus reivindicaciones: Una de las condiciones puestas por el Banco mundial para los créditos para Túnez es el bloqueo de nuevos contratos de trabajo en la administración pública.

Además el nivel de muchos diplomados desempleados es más bien bajo a causa de la política de Ben Ali, que facilitó el paso del liceo a la universidad para mejorar las cifras de Túnez del índice de desarrollo humano. La privatización por etapas de la enseñanza y la corrupción generalizada han empeorado todavía más la situación.

Dos sectores aprovechan esta situación: las empresas multinacionales, principalmente de origen europeo y las fundaciones occidentales, principalmente alemanas y USAmericanas.

Las primeras encuentran una mano de obra barata y cualificada para trabajar en fábricas próximas del mercado europeo, las segundas reclutan agentes tunecinos para poner en ejecución sus programas de influencia (en nombre de: derechos humanos, ciudadanía, empoderamiento de las mujeres, emprendimiento, medios de comunicación ciudadanos, etc.)

Prácticamente, esto quiere decir que si tienes 25 años, un nivel de bachillerato +3 y que buscas trabajo, tienes que elegir entre trabajar en un Call Center (Centro de llamadas) 6 días sobre 7 por 300 euros mensuales o para una asociación subvencionada, sin contrato ni cobertura social, por 400-500 euros al mes. Daesh paga aproximadamente los mismos salarios. Nuestros diputados acaban de aprobarse un aumento de salario, van a ganar 2 000 euros al mes.

La juventud marginalizada es constantemente acosada por la policía, las prácticas policiales de la era Ben Ali prácticamente no han cambiado: violencias, detenciones arbitrarias, torturas y malos tratos, en una palabra la HOGRA (desprecio por los pobres).

Un ejemplo: un joven de Kasserine, o de Gafsa o Jendouba (ciudades del Túnez profundo), se encuentra en la Avenida Bourguiba en el centro de la ciudad de Túnez, es interpelado por la policía y tan pronto ve en su tarjeta de identidad de donde proviene y que no es de la capital, en el mejor de los casos se limita a insultarlo y exigirle regresar « a su casa», pero a menudo pasará una noche en una celda. Como dice mi padre, «para desplazarse en este país se necesita un visado. ».

Segundo ejemplo: una mujer de 30 años de edad vuelve a su casa en taxi, sola o acompañada, a eso de la media noche: es detenida por los tombos que le preguntan: « ¿Por qué no estás en tu casa a esta hora? » y si viene de un bar los policías hacen el papel de guardianes de «buenas costumbres». El interrogatorio comienza: ¿Tus padres están al corriente de que bebes alcohol? ¿Quién es ese tipo que está contigo? ¿Lo llevas a tu casa? Dame el número del teléfono de tu padre, vamos a decirle que estás borracha, sabes que podemos clavarte una actividad de prostitución». Uno de ellos finge escribir para impresionar a la víctima. Ésta, si tiene, saca un billete de veinte dinares y ellos se van contentos. Si no tiene dinero, pasará una hora suplicándoles que la dejen marchar.

MR: ¿Cómo podría ser una verdadera revolución para Túnez? ¿Cómo cambiar este país?

RBF: ¡Esa es la pregunta de los 100.000 euros!

Antes de realizarse en las calles, la revolución se hace en la mente. Y pasa por la liberación de los cuerpos. Es un trabajo de largo alcance, la escuela nos formateó para convertirnos en « idiotas especializados», consumidores endeudados e individuos compartimentados. La sociedad nos encierra en jaulas.

El proyecto de Bourguiba – « transformaré esta nebulosa de individuos en una nación moderna »- fracasó. Un pueblo inteligente se encuentra oprimido por una casta de bastardos ignorantes.

Cada vez que se ha sublevado, fue aplastado por los de arriba y traicionado por quienes pretendían representarlo. Tenemos que resolver una contradicción: en nosotros coexisten un sentimiento libertario y un gran conservadurismo, debemos educarnos, reeducarnos, una y otra vez.

MR: ¿Cuáles son las mejores estrategias para hacer oír la voz de los oprimidos en el país?

RBF: Desarrollar proyectos cooperativos y horizontales para crear alternativas económicas viables, lo que permite a la gente vivir en autonomía. Comunicar ampliamente sobre los proyectos exitosos y las herramientas necesarias.

Muchos jóvenes periodistas ciudadanos de la nueva generación parecen más preocupados por su supervivencia material que por la difusión de informaciones, a los y las que realmente lo necesiten. Hay que desarrollar los medios de comunicación independientes y alternativos en «idioma tunecino», visto que el español y el inglés son difícilmente comprendidos por la mayoría de los tunecinos. Y no hay que permanecer encerrados en Facebook, hay que recobrar los modos de comunicación directa.

MR: ¿Cómo podemos referirnos al igualitarismo islámico para el combate?

RBF: La inmensa mayoría de los partidos que se presentan como islamistas, de Turquía a Marruecos, pasando por Túnez, no son más que agrupaciones heterogéneas dirigidas por una burguesía mercantilista que quieren tomar el sitio de las burguesías burocráticas y policiales en el poder. Sus referencias al islam no son sino máscaras para sus intereses de clase. El islam practicado naturalmente por las clases populares, sin blabla ideológico, es bastante igualitario.

Forma parte de reflejos naturales de los que no es necesario hablar para que actúen

MR: ¿Cómo se puede vincular la lucha marxista por la justicia social con la lucha islámica por la justicia social?

RBF: Las ideologías hicieron así bastantes muertos.

La lucha por la justicia social no debe detenerse en fronteras artificiales, debe construirse a partir de las necesidades comunes a todos y todas, y para la defensa de los bienes comunes.

MR: ¿Cuáles son los tres puntos fuertes de la juventud tunecina que le dan esperanza para continuar con su lucha por justicia, solidaridad, libertad, trabajo?

RBF: Optimismo a pesar de todo, pérdida de las ilusiones, sustituidas por sueños realistas, y « Sumud » (tenacidad).

Translated by María Piedad Ossaba

Ver en línea : http://www.tlaxcala-int.org/article…

Entrevistada

Rim Ben Fraj Rim Ben Fraj, 31 años, es tunecina, bloguera, traductora, editora, diplomada precaria, miembro de la red de traductores Tlaxcala; Trabaja como periodista independiente. Aceptó responder a nuestras preguntas.

Autora-Entrevistadora:

Milena Rampoldi La Dra. Milena Rampoldi es escritora, traductora y activista por los derechos humanos. Nació en Bolzano (Italia) en 1973. Procede de una familia bicultural y bilingüe en la que desde la infancia comprendió la importancia del multilingüismo, la música, el arte y el diálogo e intercambio interculturales. En 2014 fundó en Leverkusen (Alemania) ProMosaik, una asociación intercultural e interreligiosa en pro de la paz y los derechos humanos. En la actualidad vive en Estambul.

Comparte este contenido:

Los docentes húngaros se rebelan contra el centralismo educativo del Gobierno

 

Fuente: EFE publicado por el Periódico Vanguardia. Febrero de 2016 Marcelo Nagy

Budapest,  febrero (EFE).- La centralización de la enseñanza, la exagerada carga de aprendizaje para los alumnos y los problemas de financiación de las escuelas han movilizado a los docentes y estudiantes en Hungría, que han iniciado una campaña de protestas con peticiones y manifestaciones contra las políticas del Gobierno.

Las protestas son la culminación de un malestar presente desde la reforma educativa aprobada en 2010 por el Gobierno conservador, que quitó autonomía a los centros, aumentó las tareas no puramente docentes de los profesores y elevó el número de horas lectivas.

La chispa que prendió las protestas fue una carta abierta enviada el pasado noviembre por un instituto de bachillerato de la ciudad de Miskolc, en la que se denunciaban problemas como la centralización de la educación y la cantidad de materia a impartir.

«El aprendizaje de la cantidad actual del materia significa una carga exagerada hasta para los mejores estudiantes», advertía ese documento.

Los docentes critican también que la ley de 2010 impuso un nuevo sistema de autoevaluación que obliga a los docentes a realizar informes muy detallados sobre la marcha de los grupos, el rendimiento de los alumnos y el resultado de los exámenes, quitando así tiempo a la preparación de las clases.

La reforma elevó el número de horas lectivas semanales de 22 a 26 e hizo más denso el programa educativo.

«No es normal que mi hijo de 13 años esté en la escuela muchas veces desde las 7 de la mañana hasta las 3 de la tarde», explica a Efe Ágnes, de 42 años, sobre el largo horario de los alumnos, al que hay que sumar luego los deberes.

Los profesores denuncian que la reforma de 2010 ha provocado un deterioro del sistema educativo que se refleja en los resultados del informe PISA, que evalúa el rendimiento de los alumnos en docenas de países de todo el mundo.

Los profesores, tanto de primaria como de secundaria, se quejan también de que la falta de recursos provoca incluso que falte tiza en las clases o que ellos tengan que pagar las fotocopias para los exámenes.

Hungría dedica alrededor del 9,5 % del gasto público a educación, por debajo de la media comunitaria del 10,3 %.

La reforma de 2010 creó un órgano centralizado que regula todos los aspectos de la enseñanza y acabó con la autonomía de los centros para, por ejemplo, elegir qué libros de texto emplear.

Las críticas contra esta centralización en lo educativo se unen a a las quejas, tanto dentro como fuera de Hungría, contra el primer ministro, Viktor Orbán, que gobierna con mayoría absoluta desde 2010, por lo que se consideran ataques a la democracia y a la separación de poderes.

Hasta el momento, más de 30.000 personas, en su gran mayoría docentes, han sumado sus firmas a la carta abierta de denuncia de los males de la educación húngara.

«La situación es desesperante»; «Veo el sufrimiento de mis hijos»; «Los niños y los docentes están sobrecargados, el nivel de la enseñanza no es adecuada, hay que realizar cambios», son algunos de los comentarios de los firmantes.

El malestar llegó a la calle el pasado día 3 de febrero, cuando miles de personas se manifestaron en once ciudades del país para denunciar la situación y la falta de diálogo del Ejecutivo.

El Gobierno asegura estar abierto a la negociación, pero ha advertido de que las protestas no le harán ceder.

«Los escándalos y la búsqueda de confrontación no tendrá resultados», ha advertido el ministro de Gobernación, János Lázár.

El Gobierno ha convocado una reunión para mañana con representantes de los profesores, pero los sindicatos insisten en que no tiene interés real en dialogar.

Por ello, han anunciado una nueva manifestación para el sábado 13 de febrero con la que quieren mostrar la fortaleza de la oposición a las políticas educativas del Ejecutivo.

Con todo, algunos analistas dudan de que el Gobierno vaya a modificar su postura.

«La autocorrección no es una de las características del Gobierno», explicó a Efe el director del Instituto Political Capital, Péter Krekó.

Este politólogo cree que, como ha sucedido en conflictos anteriores, el Gobierno se limitará a hacer promesas «para que la gente no se eche a las calles». EFE

Comparte este contenido:

Livro: Política educacional, cidadania e conquistas democráticas

politicaeducacionalO livro Política educacional, cidadania e conquistas democráticas (São Paulo: Fundação Perseu Abramo, 2013, 128 p.), reúne os debates do Grupo de Trabalho “Educação e desafios da sociedade do conhecimento”, promovido pela Fundação Perseu Abramo, no marco da iniciativa Projetos para o Brasil. A obra, em português, é organizada a partir de grandes tópicos em torno dos quais se organizam os principais avanços e acertos da política educacional no Brasil entre os anos de 2003 e 2013, período que compreende três mandatos consecutivos de convergência programática, os governos Lula e Dilma.

Organizado por Pablo Gentili, secretário executivo do Conselho Latino-Americano de Ciências Sociais (Clacso), professor da Universidade do Estado do Rio de Janeiro (Uerj), coordenador do Núcleo de Política Educativa da Universidad Metropolitana de la Educación y el Trabajo (Umet) e do Observatório Latino-Americano de Políticas Educativas (Umet/Flacso/Uerj) o livro busca apontar elementos que sirvam para a realização de um diagnóstico rigoroso, identificando progressos, dificuldades, mediações e complexidades na implementação da política educacional democrática e popular.

A obra pretende assim “construir uma visão analítica e estratégica que sirva de fundamento para a avaliação dos impactos da política educacional e inspire a construção de novos recursos, soluções e alternativas”, afirma Gentili na apresentação de Política educacional, cidadania e conquistas democráticas. Ele elenca algumas das perguntas que inspiraram as discussões do Grupo de Trabalho: “qual foi a herança recebida? Quais e como foram enfrentados os primeiros desafios? Quais as propostas programáticas de cada um dos três governos petistas e como elas se realizaram? Quais as principais conquistas em matéria de política educacional? Que novos temas e questões de política educacional foram incorporadas na agenda pública? Que estratégias de gestão inovadoras foram implementadas? Em que medida cada administração (2003-2007-2011) superou as dificuldades e desafios das anteriores? Quais são os desafios que continuam pendentes?”.

A obra completa, com catorze artigos em português, está disponível para download. Confira aqui.

Autoria da resenha: Marina Baldoni Amaral, Flacso Brasil.

Comparte este contenido:

Maestros Bonsái: Es lo que quieren cultivar las políticas públicas en educación

 

Se quiere para Colombia maestros perezosos, conformistas. Maestros opacos, diestros en el manejo de las TICS, operarios de manuales, portadores de  literatura gris. Maestros que lean libros minúsculos de autoayuda (para la superación individual y la pacificación espiritual) y no mayúsculos que entreguen sendas reflexiones sobre la historia de Colombia, que los sumerjan en las narrativas testimoniales sobre el conflicto social y la violencia política, que exploren las cartografías geográficas de nuestros territorios rurales y urbanos, que resuelvan las tesis de física, química; que se enamoren de la pedagogía, el arte y las múltiples expresiones de la corporeidad; que aprendan a indagar desde la filosofía, y la sociología, etc.

 

Se pretende cultivar maestros inútiles, sin raíces, que no sean capaces de pensar en esta Colombia urgida de paz, democracia y justicia. Maestros excluidos material y simbólicamente, que en palabras de Zigmunt Bauman, diría “lo excluido –expulsado del centro de atención, arrojado a las sombras, relegado a la fuerza al trasfondo vago o invisible- ya no pertenece a ‘lo que es’. Ha sido privado de existencia y espacio propio en el mundo de la vida (…) Despojados de la confianza en sí mismos y de la autoestima necesaria para mantener su supervivencia social, no tienen motivo alguno para contemplar y saborear las sutiles distinciones entre sufrimiento intencionado y miseria por defecto.

 

El diseño de esta posible resolución en torno a las características, condiciones y factores que garanticen la calidad para obtener el registro calificado de los programas de licenciaturas que se está emprendiendo, se instituye en una política del empequeñecimiento que se interpreta en la supresión de la libertad académica para que las universidades, y en este caso las facultades de educación, viabilicen sus lineamientos, su visión, sus apuestas de formación, investigación y proyección social acordes con sus propios proyectos educativos institucionales. Esto se traduce en la crónica de una hipoteca anunciada: la autonomía universitaria.

Comparte este contenido:

Escuelas De Fiji Abrirán La Próxima Semana

Escuelas De Fiji Abrirán La Próxima Semana

Fiji/26 de febrero 206/ Nasik Swami: The Fiji Times Online

La información suministrada por el portal The Fiji Times Online reseña que: Las escuelas que no sufrieron graves daños por el ciclón Winston funcionarán con normalidad a partir del próximo lunes. Así lo dio a conocer el Ministro Nacional de Gestión de Desastres Inia Seruiratu declarando que en las escuelas se reanudarán las clases, igualmente dijo que el Gobierno está trabajando para ofrecer la mejor opción al Ministerio de Educación para que las clases se reanuden tan pronto como sea posible.
«La educación es una de nuestras principales prioridades. Somos conscientes del hecho de que el Gobierno quiere reanudar lo más rápidamente posible las clases para lo cual hemos tenido reuniones como con el Ministerio de Educación,» aseguró también que se están ocupando de las escuelas que estaban siendo utilizadas como centros de evacuación y que los refugios temporales serían levantados para alojar estudiantes de escuelas donde la devastación fue enorme. El ministro Seruiratu indicó que tendrán que ser habilitadas las escuelas antes de que se reanuden las clases y que se recuperará el tiempo perdido

Fuente:
http://www.fijitimes.com/story.aspx?id=343188
foto: Baljeet Singh http://www.fijitimes.com/gallery.aspx?gallery=967
Otras noticias relacionadas
http://www.telesurtv.net/news/29-muertos-y-13-mil-desplazados-en-Fiyi-por-ciclon-Winston-20160223-0002.html
https://www.google.co.ve/search?hl=es&site=imghp&tbm=isch&source=hp&biw=1242&bih=585&q=fiji&oq=fiji&gs_l=img.3..0l10.4338.4888.0.7422.4.4.0.0.0.0.219.219.2-1.1.0….0…1ac.1.64.img..3.1.219.LefBfP5hhQQ#hl=es&tbm=isch&q=ciclon+winston&imgrc=jxjfHO7DL4KQRM%3A
http://noticiero.venevision.net/internacionales/2016/febrero/22/149836=asciende-a-20-el-numero-de-muertos-en-fiyi-tras-el-paso-del-ciclon-winston

Socializador de la noticia: José Eduardo Hermoso

Comparte este contenido:

Neoliberalismo y tergiversación de las finalidades de los sistemas educativos

Jurjo Torres Santomé

Jurjo 2

En el momento presente, la recesión económica mundial que generaron las políticas neoliberales de los países más desarrollados del planeta está siendo manejada como excusa para llevar a cabo importantes transformaciones en las funciones a desempeñar por los sistemas educativos. Es preciso llamar la atención sobre un proceso que viene caracterizando las reformas e intervenciones promovidas por una buena parte de los gobiernos de los países más poderosos del mundo: el de una progresiva economización neoliberal de las políticas educativas, así como de una notable empresarialización de la formación universitaria y de las políticas de Investigación y Desarrollo.

En esta búsqueda de mayor eficiencia de los sistemas educativos, definida y evaluada según el grado de su contribución a unas pretendidas demandas de los sistemas productivos para competir con mayor rentabilidad en un mundo que se proclama globalizado, es decisivo el trabajo de presión de organizaciones como la OCDE, el Banco Mundial, el Fondo Monetario Internacional y la Organización Mundial del Comercio. Instituciones economicistas que, recurriendo a evaluaciones comparativistas en torno a determinadas variables que consideradan claves para medir el éxito y fracaso de los países, vienen funcionando como los auténticos gabinetes diseñadores de las políticas económicas, laborales, educativas, sanitarias y sociales que todos los gobiernos del mundo deben implementar. Políticas que se convierten en obligatorias especialmente para aquellos países que se ven obligados a recurrir a tales instituciones para recabar préstamos económicos.Tetsuya Ishida

Sus agendas en favor de la generalización de modelos económicos neoliberales explican en gran medida las políticas educativas de una gran mayoría de los países del mundo desarrollado. Una buena prueba de ello es que lograron construir una especie de sentido común en una gran mayoría de la ciudadanía, que ya considera que los procesos de escolarización, los sistemas educativos, tienen como finalidad prioritaria capacitar a cada estudiante para encontrar un puesto de trabajo en el mercado productivo.

En el interior de cada país, es el mundo empresarial y financiero quien pretende erigirse en el verdadero juez de la calidad y eficacia de las instituciones escolares. Nunca como en la actualidad el mercado laboral tuvo el poder que tiene en el diseño, desarrollo y evaluación de las políticas educativas.

No obstante, conviene ser conscientes de que las demandas de los sistemas productivos no se aclaran lo suficiente como para dejar claro si lo que persiguen son personas con mayor especialización, con otros saberes y competencias profesionales más útiles, o su objetivo es el abaratamiento de la mano de obra. Es preciso caer en la cuenta de que en un momento como el actual, caracterizado por una aguda crisis económica y laboral, no son las destrezas de las trabajadoras y trabajadores lo que está siendo puesto en cuestión, sino la insuficiencia de puestos de trabajo debido a las dificultades de financiación que los grandes bancos están poniendo a las grandes empresas, pero muy especialmente a las pequeñas y medianas. Al mismo tiempo, las grandes multinacionales ya optan con más claridad por deslocalizar aquellas tareas menos especializadas de sus cadenas productivas a países en los que los salarios de las trabajadoras y trabajadores son muy reducidos, y las condiciones laborales y horarios son claramente injustos.

Estamos ante una crisis financiera, fruto de una economía especulativa controlada por grandes tiburones financieros que se sienten a sus anchas poniendo en situación de riesgo las divisas, las bolsas de valores, los bancos y cajas de ahorro dado que los Estados capitalistas apenas tienen regulaciones adecuadas para vigilar este tipo de conductas desestabilizadoras. Fenómeno que repercute de manera inmediata y negativamente en el mercado de puestos de trabajo y en los procesos de deslocalización de empresas en busca de mano de obra lo más barata posible. Este desmantelamiento empresarial no es debido precisamente a que haya habido una rebaja en los niveles de formación de la población que está demandando un puesto de trabajo. Más bien todo lo contrario, el porcentaje de personas con titulaciones escolares y los niveles educativos que alcanzan no dejan de subir (Charles BAUDELOT y Roger ESTABLET, 1998; Rafael FEITO, 2009; José GIMENO SACRISTÁN, 2009).

Son precisamente los momentos de crisis económicas y laborales, que las propias reglas del capitalismo generan, cuando todo un conjunto de instituciones economicistas de alcance mundial, como por ejemplo el FMI y el Banco Mundial, aprovechan para lograr -en realidad imponer- el consentimiento de los gobiernos y de la ciudadanía a sus soluciones. En el momento presente para nadie es una sorpresa que son este tipo de instituciones las que están obligando a los Estados, especialmente a aquellos con gobiernos mínimamente progresistas a adoptar políticas de desmantelamiento de los servicios públicos, que están forzando la privatización de las redes escolares, sanitarias, de servicios sociales de carácter público.Li Tianbing

Políticas neoliberales que se promueven e imponen tratando de convencer a la población, mediante toda una muy hábil manipulación de las informaciones que se divulgan por la tupida red de medios de comunicación que los grandes poderes financieros controlan. Es de esta manera como logran divulgar y manipular a la población con datos sesgados que llevan erróneamente a concluir que la educación en redes privadas y concertadas es mejor que la pública; que el profesorado funcionario es ineficiente y vago, que no cumple con sus obligaciones, y que, por tanto, no hay mejor contrato de trabajo que el contrato laboral. Se obvia explicar a la ciudadanía cual es la verdadera diferencia de esos dos modelos de contrato; como afecta cada uno de ellos, por ejemplo, a la libertad de cátedra y de pensamiento.

El profesorado, para quienes apuestan por la privatización, ya no es un equipo buenos profesionales, bien cualificados y seleccionados en un concurso público regido por políticas de transparencia, igualdad, mérito y capacidad; de personas comprometidas con metas educativas públicas, debatidas y decididas en el marco de gobiernos e instituciones democráticas, al servicio de toda la sociedad. Por el contrario, situarse en la esfera de lo privado equivale a redefinir el rol del profesorado, transformándolo en una suma de individualidades con mentalidad empresarial o de ejecutivos de una institución escolar determinada, compitiendo con el de otros centros e, incluso, entre sí. Se produce un reemplazo de los regímenes éticos y profesionales en los modos de educar, con la mente en la procura de bienes y fines públicos, para asumir otros completamente distintos, más empresariales y competitivos. En el fondo, estamos ante transformaciones que obligan al profesorado a auto-reeducarse, a una especie de lavado de cerebro para un mejor desempeño de sus nuevos roles como gestores y managers.

Frente al burocratismo en el que ciertas políticas conservadoras de control habían envuelto al profesorado, ahora, se pretende convertirlo en un conjunto de ejecutivos y gestores buscando el beneficio de los propietarios y de los mentores ideológicos del centro escolar. Las nuevas exigencias del mercado le obligan a saber vender bien su trabajo, a actuar sin verdadera autonomía, pero con creatividad y con eficiencia; o sea, a transformarse en una especie de trabajadoras y trabajadores especializados de una planta de producción que se orienta buscando en todo momento la mayor rentabilidad y beneficios posibles para su centro.

Eric DrookerEn todo este nuevo modelo mercantilista de funcionar un cometido clave lo desempeña la evaluación. Existe un férreo control, que viene determinado por los estándares con los que se orienta todo el proceso. Hasta el punto de que podemos decir que vivimos en tiempos de medición, dirigidos por estadísticas donde sólo un reducido sector de la población tiene poder y capacidades para imponer las variables que merecen la pena y, por lo tanto, con autoridad para definir el verdadero rol de los sistemas educativos. Todas las alumnas y alumnos son evaluados mediante tests o escalas para buscar en qué medida lo que se hace en los centros es acorde con los indicadores que se dictan para guiar el trabajo y la vida en los centros y aulas escolares.

Esta nueva filosofía de la evaluación y valoración puede acabar generando una auténtica cultura de miedo e, incluso, de pánico, como resultado de constantes comparaciones de datos para medir y valorar la productividad, calidad y excelencia. La burocracia de las nuevas bases de datos construidas con el cruce de los resultados de las distintas escalas y tests de evaluación, tanto de las que aplican los organismos nacionales como internacionales, acaban por imponer determinadas concepciones de lo qué es educar, pero sin la consciencia de ese modelo y, lo que es más importante, haciendo creer a la población que ese es el único y válido modelo de educación.

En una sociedad neoliberal, el alumnado y sus familias pasan a ser vistos como un conjunto de consumidores. De ahí el poder que aparentemente se les otorga para redefinir los sistemas educativos, convirtiéndoles en ariete contra la educación pública, en la medida en que son las empresas educativas, los colegios privados y concertados quienes son más activos en las tareas de propaganda de sus productos, de lucha por una clientela a la que es muy fácil convencer. Tareas de seducción y de persuasión que las redes escolares públicas y las Administraciones educativas tienen más desatendidas, salvo contadas excepciones.

Todo sistema educativo conformado por planteamientos economicistas se ocupa de trabajar en dos direcciones convergentes: por una parte, contribuir a satisfacer las exigencias de formación requeridas para asegurar las necesidades de un sistema de producción eficaz, diseñado en función de los intereses de los grandes lobbies empresariales; y por otra, seleccionar el conocimiento oficial y divulgar los discursos necesarios con los que moldear las conciencias de la ciudadanía de cara a legitimar a las opciones neoliberales e ideologías conservadoras como las únicas viables y lógicas y, como resultado de ello, mantener el mayor grado posible de paz y de armonía social, sin tener que recurrir a otras excepcionales medidas de coacción.

Si hacemos caso de las argumentaciones lanzadas desde las esferas económicas neoliberales, la solución vendría con la introducción de las filosofías de mercado también en el sistema educativo. Los discursos de las agencias neoliberales insisten de manera machacona en que si el Estado deja de intervenir en el sistema educativo, el mercado sería el campo de juego que posibilitaría crear las instituciones escolares verdaderamente eficaces.

En realidad, de lo que se trataría es de que fueran las empresas multinacionales y las instituciones religiosas más conservadoras y fundamentalistas quienes pasen a desempeñar el rol que antes ejercían los Estados, pero sin la necesidad de tener que presentarse a elecciones democráticas, sin ser elegidas mediante procedimientos democráticos sobre la base de programas que la ciudadanía debate y vota.

Un sistema educativo al servicio de una sociedad guiada por el neoliberalismo siempre pone el énfasis en políticas educativas reduccionistas y meritocráticas, que acaban sirviendo como aval para legitimar prácticas de segregación, de agrupamientos selectivos en colegios y aulas para cada colectivo social específico (Jurjo TORRES SANTOMÉ, 2011). O sea, acabamos por aceptar que no todas las personas somos iguales.

Shai YossefEn principio, podemos decir que en una sociedad en la que rige la desigualdad de oportunidades para su ciudadanía, el fracaso escolar suele ir de la mano de situaciones como las siguientes:

Pertenecer a familias pobres, sin suficientes recursos materiales, con grandes déficits culturales; con madres y/o padres sin expectativas positivas sobre el futuro de sus hijas e hijos; residiendo en barrios sin infraestructuras sociales y culturales.

Una escolarización en instituciones escolares segregadas. Con estudiantes seleccionados y agrupados en aulas dominadas por expectativas negativas; sobre la base de prejuicios; de la mano de un profesorado poco cualificado y, lo que es más decisivo, sin auténtica motivación ni alicientes para trabajar con estos colectivos desfavorecidos.

Un currículum escolar dominado por materiales didácticos e informativos en los que el alumnado no puede encontrar respuesta a los porqués que día a día se plantea: ¿quién es su familia? ¿por qué tuvo la mala suerte de nacer en ese núcleo familiar y social? ¿por qué es pobre? ¿por qué en su barrio son mayoría las personas sin trabajo y/o con problemas con la policía? … Su mundo no existe o, lo que es peor, aparece siempre desvalorizado, etiquetado en negativo. El currículum no es significativo, ni relevante para este tipo de estudiantes.

En una sociedad donde reinan las injusticias estructurales derivadas de los modelos neoliberales que venimos comentando, los méritos académicos aparecen ante la opinión pública como los ejes reguladores que ordenan y jerarquizan a las personas en las nuevas sociedades. Todas las instituciones escolares son contempladas como neutrales, justas y eficaces, en las que, en principio, todas las personas tendrían las mismas oportunidades en la carrera meritocrática que en su interior deben emprender. Por consiguiente, los fracasos serían únicamente responsabilidad de cada estudiante y de su familia.

En momentos en los que los modelos económicos neoliberales, silenciando a la política y debilitando los modos de ejercer la democracia, vienen hablando de modo insistente de “igualdad de oportunidades”, es oportuno colocarles enfrente otra modelo: el de la “distribución equitativa de oportunidades“. Es decir, sacar a la luz, el ingente número de personas que, fruto de las condiciones de vida que se ven obligados a llevar, no pueden, ni saben aprovechar esas oportunidades; pues vienen arrastrando situaciones de déficit que les impiden poder entender qué ventajas reales puede aportarles, por ejemplo, acudir y estudiar en las instituciones escolares públicas.

Cuando se llevan a cabo acciones para privatizar la red educativa pública, y en general de cualquier bien y servicio público, se inicia o se acelera entre la ciudadanía un proceso muy difícil de detener de destrucción de la conciencia de lo público, de todo lo que tenemos en común y, lógicamente, de sus ventajas. Anular el sentido de lo público lleva a una mayor fragmentación social y a que esta tarea de desvinculación sea, a su vez, más fácil de realizar, pues las políticas de reacción de la ciudadanía también se dificultan.Eric Drooker

Un mayor crecimiento de las redes y servicios públicos favorece la conciencia de nuestra interdependencia, de lo imprescindible de la mutua colaboración y ayuda entre todos los seres humanos; con lo cual, las injusticias de clase social, las debidas a la pertenencia a una determinada etnia, género, sexualidad, nacionalidad, edad, … son más fáciles de denunciar y de eliminar. Una mayor desmembración y privatización de lo público genera y acelera procesos de proletarización, más sexismo, más racismo, menos reconocimiento de colectivos marginados y explotados, más aislamiento, …; o sea, mayores posibilidades de dominación e, incluso, de desaparición y eliminación del otro.

Es con este compromiso por otro mundo más justo que cobra mayor importancia el trabajo de profesionales y ciudadanos como Juan Fernández Sierra, quien, en este lúcido ensayo, realiza una rigurosa cartografía acerca de las principales transformaciones que están teniendo lugar en los actuales sistemas educativos en los que los modelos económicos neoliberales están peligrosamente sustituyendo a la política y, por consiguiente reduciendo a la ciudadanía exclusivamente a un conjunto de personas trabajadoras y consumidoras. No obstante, es preciso ser consciente de que esas filosofías claramente injustas y reduccionistas no siempre tienen éxito. En la medida en que las personas son capaces de vislumbrar la perversidad de los fines de este neocapitalismo depredador las reacciones van a ser cada vez más contundentes. Un buen ejemplo de este fenómeno es el que en estos días estamos constatando y que se visibiliza en todo un gran número de movilizaciones y acampadas en las plazas públicas de la mayoría de las ciudades españolas –promovidas por el movimiento “Democracia Real Ya” (http://www.democraciarealya.es/) y que se suelen etiquetar como “el movimiento 15M” (pues la primera manifestación se llevó a cabo el 15 de mayo de 2011)- propiciadas por jóvenes, mayoritariamente, y que tienen a las redes sociales como principal recurso para comunicarse y organizarse.

Este tipo de movilizaciones contra las políticas neoliberales que estamos sufriendo son un ejemplo más de que cuando las personas acceden a informaciones relevantes y vislumbran otras alternativas se movilizan y luchan para hacer realidad otro mundo más solidario, democrático y justo.

.

Bibliografía:

BAUDELOT, Charles y ESTABLET, Roger (1998). El nivel educativo sube. Madrid. Morata, 2ª ed.

FEITO, Rafael (2009). “El nivel educativo ¿sube o baja?: un diálogo de sordos”. Cuadernos de Pedagogía, Nº 393, septiembre, págs. 49-53.

GIMENO SACRISTÁN, José (2009). “El nivel sube y cambia”. Cuadernos de Pedagogía, Nº 393, septiembre, págs. 54 – 57.

TORRES SANTOMÉ, Jurjo (2011). La justicia curricular. El caballo de Troya de la cultura escolar. Madrid. Morata.

 

 

 

 

Comparte este contenido:
Page 739 of 740
1 737 738 739 740