Checklist: comprobación de errores. Último paso antes de enviar el artículo a la revista

Por: Rosa García Ruiz. 

Una vez elaborado el manuscrito que recoge nuestra mejor aportación al avance del conocimiento científico en nuestro ámbito de estudio, y seleccionada la revista a la que vamos a enviarlo para su evaluación, es necesario hacer una última revisión.

Previamente hemos solicitado a un colega una lectura crítica del mismo, como sugeríamos en la anterior entrada  El chequeo previo, para garantizar un trabajo excelente.

Bien, antes de enviarlo a la revista, muchas de ellas, como Comunicar, nos aconsejan realizar el checklist final, y hemos de dedicarle una lectura en profundidad y el tiempo necesario para no cometer errores.

Hemos de tener en cuenta que algunas revistas rechazarán el artículo sin evaluación por los expertos, porque el manuscrito no se ajusta a la normativa, sin darnos una segunda oportunidad.

En ocasiones, cuando le hemos dedicado mucho tiempo a la redacción del manuscrito y lo hemos leído varias veces, o ha sido elaborado por diferentes autores, no somos capaces de ver errores que un editor enseguida detectará. Por ello, es sumamente importante comprobar si la revista ofrece un checklist, y si no es así, en Comunicar te facilitamos unas pautas para asegurar este proceso y poder enviar el artículo con éxito.

  1. Portada o Carta de Presentación

Una vez leída detenidamente la normativa de la revista, comprobaremos cómo solicitan nuestros datos (nombre y apellidos, institución, correo, ORCID…), los metadatos del manuscrito en un documento diferente al artículo (título, palabras clave y resumen) y la cesión de derechos en los términos que establezca el consejo editorial, así como los permisos pertinentes para el empleo de imágenes o datos sensibles.

  1. Manuscrito

Comprobar que el manuscrito se ajusta a la estructura del formato científico y académico que hemos decidido aportar a nuestro trabajo: investigación, experiencia, revisión, etc. La redacción y el estilo gramatical son correctos. Se incluyen todas las fuentes consultadas en el texto y sus correspondientes referencias bibliográficas. Se ha asegurado el anonimato de los autores. Se ha comprobado que no existen errores tipográficos. Se ha sometido a un programa de detección de plagio.

  1. Aspectos formales

Comprobar que el artículo se ajusta fielmente a la normativa de estilo de la revista, exista o no una plantilla para escribirlo: extensión, tipo de letra, posición de tablas y figuras, formato de citas y referencias, etc. El incumplimiento de la normativa de la revista puede ser un motivo de desestimación del artículo sin someterlo a evaluación inapelable.

Tómate un tiempo para llevar a cabo el checklist. Sin duda, eliminarás errores, a veces inconscientes, y estarás en disposición de enviar tu artículo a la revista. ¡Adelante!

Comparte este contenido:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.