Venezuela: Maestros no le temen a nada

Redacción: Prensa Lara

Los docentes se decla­ran en rebeldía y desaca­to al llamado a clases por parte del tribunal de me­nores y siguen en las ca­lles peleando sus dere­chos.

El gremio de educación se reunió en una asam­blea en la Plaza Los Ilus­tres para afirmar que seguirán apostando por las manifestaciones de calle.

Los educadores asegu­ran que así como es un derecho la educación, co­mo lo estableció el tribu­nal de menores, la digni­ficación de su labor tam­bién lo es y está contemplada de igual manera en la Constitu­ción de la República Boli­variana de Venezuela.

No sólo se trata de los derechos reivindicativos, sino el derecho a la vida, a la salud y a una buena educación, dijo Luis Arroyo, presidente del Colegios de Profesores en Lara, asegurando que la lucha continuará, pero siendo convocada por el Sindicato de Profesiona­les de la Docencia Cole­gio de Profesores de Ve­nezuela (Sinprodo).

“Tienen nuestro respal­do, no podemos dejar de un lado la defensa, es una lucha legal”, dijo Nelsón Gómez, directivo nacional de Sinprodo, enfatizando que un tri­bunal no puede silenciar al magisterio.

Los profesionales de la docencia expresan que no tienen miedo de se­guir en las calle con tal de pelear por lo que les co­rresponde, pues asegu­ran que no es posible que un docente con postgra­do no tenga ni para pagar los pasajes y llegar hasta su institución.

Necesitamos una me­jora absoluta”, dijo Frank Andrade, secretario na­cional del Colegio de Profesores, asegurando que los docentes activos y jubilados están pasan­do por la misma pobreza, pues el sueldo que de­vengan sólo les alcanza para tres productos de la canasta alimenticia.

Un docente 1 debería estar cobrando 4.2 sala­rios mínimos, según la tabla salarial, pero hoy sólo cobra 1.2 salarios mínimos que no le alcan­za para comer, mencionó Andrade, quien destaca que un docente 1, que se está iniciando como pro­fesional sólo gana 29.800 bolívares soberanos, ase­gurando que si el maes­tro vive lejos de la institu­ción, eso se le va en pasaje y a veces ni le al­canza.

“Lo que han incremen­tado es el hambre”, soltó Andrade, aseverando que por esa razón es que los docentes están pasan­do por una pobreza extre­ma, pues para el Gobier­no nacional y el Ministe­rio de Educación hacen caso omiso a sus solicitu­des.

En el tema de salud An­drade comenta que van de mal en peor, porque ni en el Instituto de Pre­visión y Asistencia Social para el Personal del Mi­nisterio de Educación (I­pasme) les da atención primaria, pues asegura que hasta para ir a una consulta odontológica deben llevar los guantes y la anestesia; “en los hospitales tampoco atienden a los colegas y una clínica no se puede pagar”, dijo Andrade. “Por esas y todas las ra­zones que nos tienen en pobreza vamos a seguir manifestando”, dijo An­drade.

Los docentes culpan al ministro Aristóbulo Istú­riz; “no se sienta a mejo­rar ni aumentar los salarios”, dijo el profesor Ángel Valderrama, des­tacando que es imposible vivir con los salarios tan bajos, y “por eso estamos de acuerdo en seguir en las calles”, dijo sin miedo el profesor.

Fuente: https://www.laprensalara.com.ve/2019/02/maestros-no-le-temen-a-nada/

Comparte este contenido:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.